Menor reconoció al femicida de Vilma como el que la raptó y violó

Se trata de una adolescente de 16 años, quien en la actualidad reside en Corrientes. Lo manifestó en su denuncia, que deberá ratificar en Cámara Gesell el próximo jueves 28 de noviembre. Por esa causa el soldado voluntario será indagado el lunes.

22/11/2019 10:10

NO PUDO ESCAPAR. Vilma fue asesinada tras ser violada.

Una adolescente de 16 años denunció que fue raptada y violada por un hombre al que luego, según consta en la denuncia que radicó su madre, reconoció en las redes sociales como el mismo detenido por el femicidio de Vilma Mercado (19), indicaron fuentes del caso.

Esos dichos deberán ser ratificados en Cámara Gesell, el próximo jueves 28 de noviembre, según lo dispuso el Juzgado de Instrucción 3 de Puerto Iguazú, a cargo del magistrado Martín Brites.

Tal como lo adelantó  PRIMERA EDICIÓN, el caso que tuvo como víctima a la menor fue perpetrado apenas doce días antes de que Vilma fuera violada y asesinada.

La adolescente podrá brindar su testimonio ante un gabinete de profesionales gracias a la colaboración de la Municipalidad de Puerto Iguazú, que aportó los gastos que demanda el traslado de la misma, teniendo en cuenta que actualmente reside en Corrientes.

Según la denuncia a la que tuvo acceso este Diario, la adolescente relató que el pasado viernes 11 de octubre alrededor de las 4 fue interceptada en la vía pública por un desconocido a bordo de una motocicleta.

Este individuo la obligó a subir al rodado a punta de cuchillo. Luego la trasladó hasta una zona de monte y alejada del casco urbano de la ciudad.

Este sector, alejado de testigos y conocido como “Villa Cariño”, es el mismo donde posteriormente hallaron el cuerpo de Vilma, con apenas metros de diferencia.

La víctima del rapto habría referido que el agresor la desnudó y la maniató con cinta plástica. Finalmente la violó.

En determinado momento el secuestrador fue a buscar algo a la mochila que dejó en la motocicleta, situación que la menor aprovechó para liberarse y escapar corriendo, totalmente desnuda.

Una vez en la calle un automovilista se detuvo y la auxilió, tras lo cual la jovencita le manifestó lo ocurrido a su madre, quien a su vez radicó la denuncia.

Tras conocerse el femicidio de Vilma la menor vio en redes sociales las fotos del sospechoso de cometer el crimen, al que habría señalado como el mismo que la raptó y atacó sexualmente.

A partir de allí al joven de 20 años se le inició una causa caratulada en forma preventiva como “abuso sexual con acceso carnal agravado por el uso de arma”, indicaron fuentes del caso.

Por ese delito, cuya investigación es paralela al crimen de Vilma, el soldado voluntario será indagado el lunes venidero por el juez Brites.

 

Las cintas y el modus operandi

La acusación más grave contra el soldado es provisoria y es por el “abuso sexual con acceso carnal y femicidio” de Vilma. Con bases sólidas, la investigación apunta a que el sospechoso la citó por redes sociales.

La joven fue asesinada tratando de evitar la violación. Tenía la boca y nariz apretadas con cinta plástica de empaque, tan fuerte que le dejaron heridas en el rostro.

El agresor utilizó la misma cinta para sujetarle los tobillos.

Las evidencias y adelantos de pericias indican que el crimen fue cometido en el mismo sitio del hallazgo. Vilma había desparecido la noche del miércoles 23 de octubre y el viernes siguiente hallaron su cuerpo.

Fue a las 18.30, en el monte de un predio conocido como “Villa Cariño”, a 1,5 kilómetros de la rotonda de acceso a Puerto Iguazú y a 50 metros del asfalto de la ruta nacional 12. Ese mismo día fue detenido el soldado.En su poder tenía el chip del celular de Vilma. En su domicilio encontraron el teléfono de la víctima, una moto y un rollo de cinta de embalar.