Chaco comenzó una veda total por la bajante del río Paraná

Ambientalistas y pescadores insisten a la provincia de Corrientes a que se adhiera a la medida.

22/05/2021 15:17

Riacho de Barranqueras, en Chaco.

Chaco comenzó este sábado una veda de pesca total en su territorio ante la bajante del río Paraná y de acuerdo al sistema “semáforo”, acordado en 2020 con asociaciones de pescadores y ecologistas.

Esta decisión impulsó el insistente pedido, de la Asociación de Pescadores Deportivos del Litoral (Apdl) y el ambientalista Luis Martínez a Corrientes para que determine restricciones para proteger la fauna ictícola.

“Corrientes brilla por su ausencia, estamos pendientes de cuáles van a ser las medidas que tome. No van a querer implementar la veda debido a que Yacyretá va a liberar una determinada cantidad (de agua), pero esto no significa que el río deja de estar en peligro”, indicó Martínez al medio correntino El Litoral.

La resolución retomada el jueves determina el sistema de “semáforo de alerta” por el cual hoy inició en Chaco la veda total, debido a que el río presenta una altura menor al metro. En la reunión se comunicó que finalizaron el censo de pescadores comerciales y pronto se anunciarán datos oficiales, junto a propuestas de subsidios para que los trabajadores puedan sobrellevar el impedimento de pescar.

Sin embargo, la Apdl volvió a cuestionar la gestión de recursos naturales de Corrientes: “¿Qué medidas adoptarán principalmente la provincia de Corrientes y sus funcionarios? ¿Seguirán haciendo oídos sordos a los reclamos y a la situación alarmante del río, el cual comparte con Chaco y otras provincias? ¿Convocará a la mesa de trabajo que permanece paralizada?”, se preguntaron en un comunicado.

“Por el momento no nos han convocado a ninguna mesa en Corrientes. Tampoco han contestado a nuestra petición de hace más de 10 días”, añadió Martínez en relación a su presentación ante la Dirección de Recursos Naturales de Corrientes para reclamar restricciones a la pesca.

Todas las provincias de la cuenca del Paraná está sufriendo la bajante, entre ellas, Misiones, Chaco, Corrientes, Santa Fe y Rosario.

Control

Para dar cumplimiento a dicha medida, se llevará un registro y será la Subsecretaría de Ambiente y Biodiversidad correntina, la encargada de generar el reporte diario de la altura hidrométrica del río “a fin de alertar futuras modificaciones” para garantizar, de esta manera, la protección de la fauna íctica.

Además, la resolución consigna que “el incumplimiento supondrá la sanción de multas e inhabilitaciones agravadas por la situación ambiental de bajante extraordinaria del río Paraná”.

 

Fuente: El Litoral.