Azul
1 marzo, 2020
Fue hace 40 años. Sus hijas eran pequeñas cuando se quedó sola y debió enfrentar la situación. “Pensé en algo que hacen los hombres para poder llevar sustento a la familia. Como sabía manejar bien, se me ocurrió ir a la empresa de Víctor Sureda”, recordó. Pasó la prueba, y sigue conduciendo.