El tabaco está en riesgo, según el “semáforo” de CONINAGRO

Junto con la lechería, los ovinos y las hortalizas, forman parte del grupo que atraviesa una crítica situación hasta febrero de este año, según el relevamiento de la Confederación de cooperativas.

14/04/2021 15:13

ELEVADOS COSTOS. El sector tabacalero de la Argentina no figura entre las economías regionales que avanzaron.

 

La Confederación Intercooperativa Agropecuaria (CONINAGRO) presentó su “Semáforo de las Economías Regionales”, el primero del año, mostrando mejoras a nivel general respecto del relevamiento realizado a fines del 2020, destacándose a la yerba mate. Sin embargo, otra de las principales producciones de Misiones, el tabaco se ubicó en el color rojo, entre las afectadas por las subas en los costos y la falta de perspectivas de mejoras a futuro.

Según el monitoreo realizado por el área de economía de la entidad durante el mes de febrero sobre 19 economías regionales, en un contexto dominado por la pandemia, la mayoría registró luces verdes con signos de crecimiento y prosperidad, mientras que en algunas actividades se encendieron luces amarillas por la volatilidad en los precios y los mercados, y otras en rojo por los elevados costos y un panorama que se presenta complicado.

 

En colores

El informe mostró que los sectores productivos que están en crisis o con luces rojas en sus tableros son cuatro. Además del tabaco están la lechería, los ovinos, y las hortalizas. El factor que más pesa en estas producciones son los crecientes costos y precios estancados.

Con signo de advertencia amarilla se ubican cinco actividades en las que también los márgenes están siendo ajustados y domina la incertidumbre, como es el caso del algodón, que si bien experimentó una mejora en los precios, “está prácticamente a punto de pasar a ´rojo´ y es una lástima porque este año hay buena calidad de fibra, que todavía queda por cosechar”, expresó al respecto Juan Hutak, presidente de la cooperativa UCAL y productor algodonero de Chaco.

“Es lamentable que los precios estén tan bajos, esto perjudica a los productores por la suba de costos e insumos”, añadió.

Con luces amarillas en el Semáforo de CONINAGRO, también figuran el sector avícola, el de la mandioca, el papero y la vitivinicultura.

En cambio, son más las que muestran signos de crecimiento y prosperidad: 10 en color verde, una de ellas la yerba mate. En este sentido, aunque en algunos sectores hay alerta por subas de costos, otros exhiben buenas perspectivas de la mano del mercado y los precios.

En este contexto, los economistas de la entidad explicaron que “el promedio simple de los precios de las 19 actividades relevadas creció 83% en términos interanuales en febrero 2021, estando por encima del 40,7% de la inflación oficial. Pero si al valor de venta le restamos los costos, se observa que éstos en promedio de los indicadores de costos crecieron en el mismo período 62%”.

 

Inflación y productor

A propósito de los datos que arrojó el estudio, se expresó Carlos Iannizzotto, presidente de CONINAGRO, y aseguró: “La síntesis es que la situación es compleja, y hay dos aspectos que no están consolidados y son vincultantes a las economías regionales y a la producción; uno es la política cambiaria, que hace trastabillar en la compra y venta de insumos, que hoy no es clara ni transparente, y el otro tema que desorbita a todos es la cuestión inflacionaria”.

“Por más que en las bocas de expendio o en góndolas haya aumento de precios, no hay derrame al productor. Sigue habiendo una diferencia a corregir entre lo que paga el consumidor en góndola y lo que percibe el productor, como primer eslabón de la cadena, la falta de un plan, de políticas económicas nos dan un marco de incertidumbre y de inestabilidad que perjudica a futuras inversiones”, concluyó el dirigente.