Puerto Esperanza aplica nuevas medidas tras su primer caso de COVID-19

El intendente Alfredo Gruber se reunió con el Comité de Crisis para delinear los pasos a seguir tras el primer caso de coronavirus de la ciudad. Se dirigió a la población y más responsabilidad social.

25/06/2020 22:06

El primer caso positivo de coronavirus en Puerto Esperanza y el 39 en la provincia de Misiones, disparó las alarmas en la localidad norteña. El hombre de 59 años, oriundo de esta ciudad, está internado en el Hospital Samic de Iguazú pero no se sabe donde contrajo el virus.

Esto alertó a todo la comunidad esperanceña, y por eso, ayer miércoles, con el intendente Alfredo Gruber a la cabeza, el Comité de Crisis se reunió para tratar el caso y de cómo se serán las medidas a partir de ahora.  “Es una noticia que no que queríamos que suceda pero sucedió. Estuvimos reunidos con el Comité de Crisis por ese caso y se trata de seguir trabajando fuertemente en todos los controles y ser mucho más rigurosos en otros”, dijo Gruber.

El intendente fue crítico del “relajamiento” por parte de algunos vecinos, que en el domingo del Día del Padre despertaron reproches de la comunidad. La cancha de Aviación se vio desbordada de ciudadanos que salieron a festejar la fecha.

“La gente cree que se puede jugar al fútbol, al vóley, ir a la cancha de Aviación, pero la gente tiene que entender que no se puede hacer esto. El domingo (en Aviación) se descontroló todo, entonces para que la gente sepa, a partir de ahora la policía y los inspectores van a actuar, vamos a salir a controlar más los negocios“, advirtió el funcionario.

Gruber insistió a la población en ser responsables y redoblar esfuerzos porque aunque se trabajó mucho en este tiempo de pandemia se tiene un caso positivo. “Les pedimos responsabilidad social a todos. Acá no hay intendente, no hay concejal, no hay policía. Tenemos que ser conscientes todos los ciudadanos de Puerto Esperanza y cuidar a nuestras familias, a nuestros hijos, que no vayan a la cancha. Más nos cuidamos y más rápido vamos a salir de esta cuarentena”, expresó.

“No es momento de hacer fiestas, de jugar al fútbol, no es momento de nada de eso. Es momento de cuidarnos entre todos y el que tiene que quedarse en su casa que se quede y cuide a su familia”, insistió.

 

Seis personas aisladas

Por otra parte, Melina González, directora del Hospital Nivel I de Puerto Esperanza informó sobre la situación desde el punto de vista médico y contó cómo trabajan a partir de ahora, tras el primer positivo. “Tenemos que reunirnos y plantear nuevas estrategias, esto es un nuevo desafío y estamos preparados para manejar la situación”, dijo.

La profesional informó además acerca de las personas que se encuentran aisladas en el Hospital de Puerto Esperanza tras la investigación epidemiológica por contacto estrecho con el hombre internado en Iguazú. “Detectamos a tres oficiales de policía que fueron aislados, ellos y a su familia, y después a tres vecinos que tuvieron contacto“, contó.

“El hombre no tenía nexo epidemiológico con nadie de ningún lugar”, agregó.

“Todos debemos cuidarnos de la misma manera. No es cuestión de esquivar un barrio o a una persona, como bien explicamos al Comité de Crisis, tenemos en Puerto Esperanza 26 personas repatriadas todavía cumpliendo la cuarentena y están distribuidos en todos los barrios de la comunidad. Y esas 26 personas, que a su vez tiene contactos con 2 o 3 familiares más, se multiplican y ese es el número que da la cantidad de veces que podemos activar el protocolo en Puerto Esperanza”, sintetizó González.

 

Nuevas medidas

En una sesión extraordinaria, se reunió el Honorable Concejo Deliberante de la ciudad y estableció el uso obligatorio de barbijo o protector buconasal en la vía pública, locales comerciales, cajeros y transporte público. La ordenanza es obligatoria y el ciudadano que no la cumpla deberá abonar una multa de entre 50 a 800 litros de combustible Nafta súper. Mientras que los propietarios de los locales que no cumplieran además de pagar la multa tendrán sus comercios clausurados por un tiempo determinado entre 1 a 30 días.