Por los reiterados tarifazos, se desploma el consumo de luz en Misiones

Un informe reveló que la demanda de electricidad en la provincia tuvo una caída del 8,2% en febrero de 2018, en comparación a los datos del año pasado. La potencia disminuyó en un 10,4%.

23/04/2018 00:00

Un informe reveló que la demanda de electricidad en la provincia tuvo una caída del 8,2% en febrero de 2018, en comparación a los datos del año pasado. La potencia disminuyó en un 10,4%. La demanda de energía eléctrica de Misiones, medida en MWh, cayó un 8,2% en febrero de este año en comparación con el mismo mes de 2017, de acuerdo a un informe elaborado por consultora Economía y Regiones. En potencia, la caída fue todavía más grande en el mismo mes: -10,4% MW.


La situación se repitió en la mayoría de las provincias argentinas y se entiende que el motivo fue la seguidilla de aumentos que registró la tarifa de energía a causa de la quita de subsidios que determinó el Gobierno nacional en la figura del ministro de Energía, Juan José Aranguren, el mismo funcionario que define los aumentos constantes del combustible. Otras caídas fuertes en el consumo de energía se dieron en Tucumán (-15,3%); San Juan (-14,2%) y Neuquén (-11,9%). En tanto, en potencia Misiones lidera el descenso, seguida por Godoy Cruz en Mendoza (-9,1%) y la Zona Norte de Buenos Aires (-7,3%).

También hubo provincias que incrementaron su consumo, como el caso de Chubut (+22%) y Santa Cruz (+9%). En potencia, los incrementos más fuertes se registraron en Santa Cruz (26%), Moreno en Buenos Aires (24%), Entre Ríos (11%) y Santa Fe (10%). 

Lamentablemente para el escenario misionero, la caída del consumo de energía no es una buena noticia desde el punto de vista económico, ya que representa menos industrias funcionando, menos puestos de trabajo, menos producción y menos crecimiento. 

Según los especialistas, el consumo de energía está directamente relacionado con el nivel económico de una región. Cuanta más energía consume una población, seguramente mejor nivel económico tendrá. Por lo tanto, el hecho de haber disminuido 8,2% el consumo y 10,4% la potencia no es positivo para la provincia. Además, Misiones tiene otra complejidad en el escenario y es que es electrodependiente, es decir, depende únicamente de la energía eléctrica para acondicionar los hogares, hacer funcionar las industrias y el comercio. No tiene la posibilidad de contar con gas natural en redes, como ocurre en las provincias del centro y sur del país, lo cual abarata mucho el costo energético para los hogares residenciales, comercios e industrias. 

La tarifa se quintuplicó  en tres años

Si se tiene en cuenta solo el valor de las tarifas, sin contar con impuestos ni tasas, Misiones dejó de tener la energía más cara; de hecho, está lejos de los primeros lugares.

Según los últimos datos del Ministerio de Energía de la Nación, al comparar el costo de la energía entre diciembre de 2015 y febrero de 2018, para un consumo de 264 KW/h mensual, en Misiones la tarifa se incrementó 533%: una boleta tendría el costo de 454 pesos. A esto habría que sumarle los impuestos y las tasas que se agregan. 

En Buenos Aires el mismo consumo se incrementa a $905 pesos; en Córdoba $857 y Neuquén $810. Las que menos pagan por el mismo consumo son Santa Cruz $411 y Santiago del Estero $420. Este valor no tiene en cuenta las tasas o impuestos.