Tras la extrema bajante del Paraná, hay preocupación por la fauna íctica

A una semana de haber culminado el operativo “Ventana de agua”, el caudal tiene 46 centímetros de altura en el puerto de la capital correntina. Ambientalistas piden al Gobierno medidas.

07/06/2021 17:08

La semana pasada concluyó el operativo denominado “Ventana de agua”, por lo cual las compuertas de las represas ubicadas en Paraguay, Argentina y Brasil se volvieron a cerrar. Esto derivó en que el río Paraná volviera a registrar una baja importante, sobre todo en Corrientes.

Es así que el cauce pasó a medir 46 centímetros de altura en el puerto de la ciudad de Corrientes, de acuerdo a lo registrado por el hidrómetro de la Prefectura Naval Argentina; siendo un nuevo récord.

 

La marca actual es la más baja de los últimos cincuenta años, según se indicó en el diario El Litoral. Esta situación puso en alerta a los ambientalistas quienes se mostraron preocupados por la fauna ictícola.

El vocal de la Administración Provincial del Agua de Chaco, Gustavo Dalessandro dijo a la prensa que “lamentablemente no podemos superar los promedios desde 2019. Es la bajante más prolongada del río Paraná. La única solución es que haya muchas precipitaciones”, sostuvo.

 

En lo que respecta a la fauna íctica, el ambientalista Luis Martínez habló con PRIMERA EDICIÓN sobre la situación por la que atraviesa Corrientes.

Detalló que “a finales de mayo se presentó una nota al Ejecutivo provincial, resaltando nuestra preocupación por la fauna íctica del río Paraná y también por la bajante”.

Apuntó que “exigimos una inmediata intervención del Paraná mediante una veda y así resguardar los recursos ícticos”. Mencionó que “lo que proponemos es una pesca de costa que sería de subsistencia, y que se prohíba cualquier embarcación sobre el río Paraná en el territorio correntino”.

Remarcó que “la idea es que se dictamine la emergencia hídrica porque la bajante del río preocupa cada vez más”. En lo referente a los peces, el ambientalista dijo a este Diario que “se debe tener en cuenta que en el 2020 no hubo una reproducción favorable y las pocas especies que hoy están en el Paraná corren el riesgo de extinguirse. Incluso un estudio resalta que hay muy pocas especies jóvenes”.

Explicó que los problemas de reproducción están asociados a “la falta de caudal. Además, a finales del 2020 tuvimos una extensa sequía y eso también generó problemas”.

“La fauna íctica no pudo tener una buena reproducción”, aseguró.

Entre las especies que se encuentran en Corrientes, nombró al pacú, surubí y dorado. “Las medidas que se están tomando en la provincia no son las adecuadas”, resaltó.

 

Especies
Entre las especies que se encuentran en Corrientes, Martínez nombró al pacú, el surubí y el dorado. “Las medidas que se están tomando en la provincia no son las adecuadas”, resaltó el ambientalista.

 

2020

la reproducción de peces no fue favorable y estudios muestran que hay pocas especies jóvenes.