“Hemos detectado argentinos que se han formado en Isis”. CON AUDIO

Eugenio Burzaco visitó Posadas y, en diálogo con PRIMERA EDICIÓN, confió que la posible existencia de “células dormidas” en el país es una preocupación, aunque descartó la presencia del grupo islámico en Corrientes, como se había dicho semanas atrás. “La ruta de la cocaína se ha desplazado y hoy afecta a Misiones”, lanzó sobre el narcotráfico, un drama que golpea duro.

11/09/2016 10:10

Como garante de la seguridad pública, el Estado debe comandar las acciones que permitan la convivencia en armonía. En busca de ese objetivo, una de las tareas fundamentales es la que debe llevar adelante la Secretaría de Seguridad de la Nación, a cargo del licenciado Eugenio Burzaco.El funcionario visitó Posadas el último jueves, donde presentó de manera oficial el Programa Nacional de Compactación (Pronacom) de vehículos secuestrados por la Justicia y además dio inicio al seminario sobre crimen organizado del que participaron las cuatro fuerzas federales junto a las de las provincias del Norte Grande.Más allá de la cargada agenda, Burzaco cedió parte de su tiempo para dialogar con PRIMERA EDICIÓN. Allí confirmó que existen argentinos que fueron formados por el grupo extremista islámico Isis, habló de la “frontera calienta” y del lugar complejo que ocupa Misiones en ese escenario, y confirmó que las rutas de la cocaína se desplazaron y caminan hoy con fuerza por la provincia. Licenciado, la frontera es un tema delicado que debe ser abordado por el Gobierno nacional. Misiones no está exenta de esa realidad…Sí, es un tema que nos preocupa y nos ocupa. A principios de año recorrimos con Patricia Bullrich, a cargo del Ministerio de Seguridad de la Nación, la frontera. Fuimos a Chaco, Salta, Jujuy, Formosa y también acá. Esa es la frontera caliente. Sabemos que por esas provincias ingresa una buena parte de la marihuana y cocaína que entra al país. Y en ese sentido hemos tomado una decisión estratégica, que es volver a reforzar la zona fronteriza con mayor presencia de Prefectura y Gendarmería, a la vez que  tenemos como meta equipar sostenidamente a esas fuerzas con nuevas tecnologías. Todos sabemos muy bien que, por donde pasa la droga, algo queda. Y eso termina afectando también a las poblaciones locales, no sólo a las grandes ciudades. Por eso creemos que es fundamental el trabajo en equipo con las fuerzas provinciales.Con respecto a Misiones, ¿existen números sobre lo que ingresa o se decomisa en relación con el total a nivel país?Mirá, realmente es muy difícil hablar de porcentajes, porque de por sí es complicado saber cuánto se decomisa de todo lo que entra. No obstante, lo cierto es que estamos en un año récord en todo lo que es incautación de cocaína, extasis y metanfetaminas, es decir, drogas de síntesis, que son las drogas que se vienen. Nunca se ha incautado tanto como este año. Y eso va de la mano con lo otro que notamos, que es un aumento de los precios en los mercados de consumo, lo que marca que le estamos ‘pegando’ al negocio.Misiones es clave en el tráfico de Marihuana por su cercanía a Paraguay, uno de los principales productores mundiales…Sí, Misiones tiene varias zonas críticas. Es cierto que una buena parte de la marihuana ingresa por acá. Sin embargo, también hay otra particularidad que es que, si bien es cierto esta cuestión de la marihuana, hemos detectado un corrimiento de la denominada ‘ruta de la cocaína’, que históricamente ingresaba por Salta y Jujuy, vecinas a Bolivia, pero que ahora se ha desplazado y hoy afecta a Misiones. El fenómeno de Pedro Juan Caballero y todo el norte del Paraguay ha hecho que cierta parte de la cocaína empiece a venir más al Este, en busca de las rutas nacionales 12 y 14. Eso realmente nos preocupa, porque cada vez se decomisan más cargamentos de cocaína en esta zona. Y estamos hablando de una droga mucho más dañina, más complicada.En ese sentido, ¿cuántos efectivos federales custodian la frontera en Misiones?Prefiero no brindar números precisos, pero sí puedo decir que hemos subido la cantidad, al punto que llegamos a un promedio de entre el 30 y 40 por ciento más en relación a la media histórica. Y la ida es continuar, siempre de manera equilibrada, porque también es una realidad que los grandes centros urbanos, como por ejemplo Rosario, nos siguen pidiendo Gendarmería y Prefectura. Tratamos de mantener ese equilibrio, de no ‘desvestir un santo, para vestir otro’. No obstante eso, me parece que la frontera fue dejada de lado por muchos años y eso afectó tanto a las ciudades como a los pueblos fronterizos, porque los ‘narcos’ pagan con droga y eso termina llegando a los más jóvenes.Hoy por hoy el terrorismo es una amenaza global. Y en Argentina la Triple Frontera siempre fue un tema complicado…Sí, y hemos trabajado mucho en la Triple Frontera intercambiando informaciones e inteligencia con Brasil y Paraguay. El tema del terrorismo es un tema que nos ocupa y que nos obliga a entrecruzar datos. En ese sentido es que hemos creado lo que llamamos ‘Centros de Fusión’, donde convergen áreas de inteligencia de las distintas fuerzas, para compartir información. Estamos con los ojos abiertos en ese tema, recomponiendo relaciones con los vecinos de la región, cuestión clave en el tema.Al respecto, ¿se pudo detectar la presencia de Isis en el país?Mediante un trabajo profundo hemos detectado argentinos que se han formado en Isis. Y?eso es algo que realmente nos preocupa, porque sabemos que han estado en zonas calientes del conflicto, en Siria o el norte de Irak. Hay ciudadanos que han ido y han vuelto, al país o a países vecinos como Uruguay. Estamos trabajando para evitar ese fenómeno de ‘células dormidas’, porque la experiencia nos dice que una o dos personas con pocos recursos pero mucha decisión pueden generar un desastre, como lamentablemente sucedió en Europa o Estados Unidos. Las áreas de inteligencia de las cuatro fuerzas federales y la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) trabajan en ese tema.Sobre Isis, una agencia rusa había alertado semanas atrás que el grupo entrenaba extremistas en el norte de Corrientes. ¿Se pudo confirmar esa información?No, no. No pudimos confirmar algo concreto con respecto a ese caso.La semana pasada se detuvo en Buenos Aires a personas vinculadas a las tristemente célebres “maras” centroamericanas. ¿Estos grupos ganan fuerza en el país?Hay bandas locales que pueden adquirir características de grupos de otros países como las ‘maras’, pero yo no veo un fenómeno de ese tipo en la Argentina. No obstante, igual hay que prestar atención por esos grupos que pueden copiar el accionar de esas organizaciones.¿Qué balance le ha dejado la visita a Misiones?La verdad es que hemos sido recibidos con la mejor predisposición, y eso nos permite sentir que estamos trabajando juntos, cumpliendo con esta idea de un gran equipo. Ese es el objetivo, sin importar de qué partido sos, porque en la seguridad debemos trabajar todos.