Vecinos de Cruz del Sur reclaman por servicios

Protagonizaron ayer un corte en el ingreso al barrio ante la falta de respuestas. Aseguran que llevan “25 años, somos unas 200 familias en el lugar” sin agua, cloacas e iluminación.

03/09/2021 12:14

PROTESTA. Los manifestantes cerraron el paso ayer en el cruce de acceso al barrio.

Un grupo de vecinos del barrio Cruz del Sur de Posadas, perteneciente a la delegación de Itaembé Guazú, iniciaron ayer cerca del mediodía un corte en reclamo de mejoras en los servicios. Aseguraron que, desde hace 25 años, son 200 familias que residen en el lugar pero carecen de agua, cloacas, iluminación y otras instalaciones básicas.

PRIMERA EDICIÓN habló con la vecina Soledad López quien explicó que “el barrio es un desastre. No tenemos iluminación, los chicos tienen que andar con cuidado por la oscuridad en las calles, tenemos miedo por los adolescentes ya que muchos toman el colectivo en la esquina, tenemos miedo de que ocurran abusos y queremos respuestas”.

Observó además que en los nuevos complejos habitacionales que se instalaron en la zona como Itaembé Guazú y las 508 Viviendas, tienen todos los servicios, sin embargo ellos siguen postergados.

“Varias veces ya hicimos el pedido, se presentaron muchas notas pero lamentablemente no tuvimos respuestas, queremos vivir dignamente como los demás”, remarcó.

En consecuencia, ayer decidieron hacer un corte en el acceso al barrio, a partir de las 11 de la mañana, y no descartaron repetir la medida. Advirtió a su vez que en Cruz del Sur “hay muchas familias numerosas con niños por lo que necesitan que se mejoren los espacios públicos con plazas y veredas”.

 

Vieja data

La problemática de la falta de agua es una constante en el populoso barrio Cruz del Sur de Posadas. Allí sus habitantes se abastecen de dos tanques que no son suficientes para satisfacer las necesidades sobre todo en verano cuando aumenta el consumo. Muchos caminan entre tres y cuatro cuadras con tachos de 20 litros para acceder al vital líquido.

Otro problema son los asentamientos existentes ya que hay familias que viven de forma muy precaria en el lugar. La ausencia de cloacas, además, genera preocupación en la zona debido a que muchos de los vecinos utilizan pozos negros para desagotar sus desechos y las aguas servidas corren por las calles.