Hay alerta nacional ante la circulación de la variante Delta del coronavirus

“Es muy probable que ya tengamos circulación comunitaria”, admitió el médico infectólogo Javier Fariña, uno de los asesores del presidente Fernández

01/08/2021 07:08

Foto: J.C. Marchak

 

El médico infectólogo Javier Fariña, integrante del comité que asesora al presidente Alberto Fernández, admitió que es probable que en Argentina ya tengamos circulación comunitaria de la variante Delta. En diálogo con FM 89.3 Santa María de las Misiones, la radio de PRIMERA EDICIÓN, el especialista habló sobre esta cuestión y la protección que tienen las personas ya inmunizadas ante esta variante.

¿Estamos en camino a la transmisión comunitaria de la variante Delta en Argentina?
Es muy probable, ya que con la cantidad de contagios secundarios que ha habido a partir de los viajeros y sus contactos estrechos que ya estemos ante la circulación comunitaria. Es importante transmitir que las medidas de prevención siguen siendo las mismas que para las otras variantes: mantener la distancia mínima de dos metros, el uso correcto del barbijo, ventilar ambientes en forma frecuente, lavado de manos con agua y jabón y, cuando no tengamos acceso a ésto, con alcohol en gel y hacer la mayoría de las actividades que podamos al aire libre. No basta con conocer las medidas, hay que aplicarlas. Hay que entender que, a pesar que estamos muy cansados de la situación, todavía esta pandemia no se termina.

¿Cuánto nos protegen las vacunas ante esta variante Delta?
Muchísimo. Mucho más que vacunas para otras patologías y principalmente nos protege de padecer cuadros graves.
Estamos viendo en los países del Norte, donde la variante Delta está hace varios meses, que la magnitud de los casos graves es muchísimo menor a la relación a la etapa prevacuna. Las vacunas nos protegen así que hay que vacunarse, sin dudas que dos dosis es mejor que una. Pero una dosis tiene eficacia igualmente y la vacunación también protege a los que tenemos al lado, porque evitamos infectarnos; y si nos infectamos y estamos vacunados tenemos muchas menos chances de infectar o contagiar a un familiar o conviviente.

¿Qué particularidades tiene la variante Delta respecto a las otras de preocupación?
Se insemina muy rápidamente en una población, se contagia en forma más acelerada pues logra tener mil veces más carga viral en los individuos contagiados con esta variante.
Además, interfiere con la respuesta inmune generada con infecciones previas con otras variantes con lo cual quienes nos hemos infectado tenemos bastantes chances de reinfectarnos con la Delta. Interfiere con la eficacia de las vacunas pero no las disminuye a cero y, como dije antes, la eficacia sigue siendo buena.
También se está viendo que los casos pueden ser más graves, pero principalmente en los no vacunados… en los vacunados, en su gran mayoría, se mantienen en casos leves.

En esta pandemia, parece que cuando avanzamos nuevamente sucede algo y otra vez retrocedemos…
En las últimas semanas, el brote en Argentina fue positivo, es decir hubo descenso de casos, de muertos y de internados. Pero los mensajes tranquilizadores, eso de que ya está y podemos hacer todo como antes, creo que muchas veces confunden.
Creo que lo mejor es decir que, para volver a tener las actividades que nos gustan y de la manera que nos gustan, lo antes posible, y con el menor riesgo posible, todavía debemos cuidarnos y adaptarnos… no hay que tratar de avanzar cinco casilleros ahora sino ir paso a paso, continuando con las medidas de prevención e incrementando el porcentaje de argentinos vacunados con una y dos dosis para que el impacto de la variante Delta sea el menor posible.
La humanidad tuvo un gran avance con el desarrollo de vacunas en muy poco tiempo, vacunas que son muy eficaces y que serán la bisagra de la pandemia. Pero mientras la estemos transitando, cuanto menos contagios haya será mejor para todos.

¿La ciencia avanza hacia el desarrollo de una vacuna diseñada para atacar la variante Delta?
Sí, se van generando nuevas generaciones de vacunas a medida que avanzan los virus… pero hay que saber que las vacunas que tenemos hoy sirven y mucho ante la variante Delta. Lo importante es vacunar a mucha gente, no sólo en Argentina sino en todo el mundo para proteger a la población y para tratar de frenar los contagios.
Con las vacunas, el mundo tiene la oportunidad de evitar la emergencia de nuevas variantes de preocupación… porque quizás la Delta no sea la última variante que detectemos si la gente sigue contagiándose con este virus que tiene una gran capacidad de mutación.

¿Qué opina de los primeros datos sobre la combinación de Sputnik V y AstraZeneca?
Hace rato que venimos hablando que la combinación de vacunas es totalmente plausible desde el punto de vista teórico. Incluso teníamos datos sobre mayor eficacia con algunas combinaciones.
La seguridad ya está totalmente demostrada en la combinación de vacunas. Lo que todavía falta demostrar es qué combinaciones serán más eficaces que otras.

¿Usted cree que tendremos que restringir nuevamente las actividades en caso de dispararse los casos?
Dependerá de la dinámica de contagio que nos muestre las próximas semanas la variante Delta. La verdad es que las medidas restrictivas para cortar la transmisión han sido más eficaces o menos en algunos momentos, con mayor y menor adherencia en algunos momentos que en otros.
Las medidas restrictivas deben ser bien administradas, en base a cómo se diseminen los casos. Es un herramienta a contemplar ante brotes y una curva de crecimiento de casos vertiginosa.
No hay que olvidar que buscan reducir el impacto de la pandemia. Hay que colaborar con las personas y sectores que tengan un impacto negativo en lo económico y social durante estas medidas.
Uno ve en el mundo medidas muy dispares… algunos países avanzan en reducir las medidas de prevención y otros vuelven a retomarlas…
Hoy podemos decir que los países que lograron suprimir la curva, que hicieron cuarentenas muy estrictas durante cuatro o cinco semanas, como Vietnam, China, Australia, Nueva Zelanda, son los que han tenido mayor éxito en el abordaje de la pandemia desde el punto de vista sanitario y económico.

¿Sabemos cuánto tiempo nos protegen las vacunas?
Ya tenemos datos que nos indican que a los nueve meses los anticuerpos generados por las vacunas siguen siendo muy elevados.
La respuesta por cuánto tiempo más estaremos protegidos los que ya nos inmunizados o si se requerirá una tercer dosis o una dosis anual la veremos con el tiempo.
Lo que sí puedo decirte es que, con la evidencia científica que tenemos en la actualidad, no hay necesidad de reiterar dosis a la población en general.