Amigurumis por unas sonrisas

“La mejor parte de elaborar muñecos no es la venta en sí sino la reacción que genera en los niños cuando reciben o eligen sus muñecos”.

29/06/2021 19:20

“Me llamo Valeria y realizo muñecos tejidos (amigurumis), barbijos y chalequitos para mascotas”, así nos conocemos con Valeria Gómez quien comenzó a tejer a los 7 años.

 

 

Fue su mamá quien le enseñó “el arte del tejido. Durante mi época de estudiante (secundaria y facultad) tejía carpetas (tapetes), manteles y algo de indumentaria”, así “obtenía un ingreso extra y también servía como una forma de ‘matar el stress’ a la hora de exámenes”, recuerda la joven que también realiza otras confecciones como ropitas para mascotas, barbijos y ahora incursiona en unas cuevitas térmicas para cobayos.

 

 

Con los Amigurumis comenzó a principios de 2014, reconoce que “obviamente lleva tiempo y dedicación mejorar la técnica del tejido para lograr buenas terminaciones”. Ya al año comenzó a venderlos en el Cuarto Tramo de la costanera y en agosto de 2016 ingresó como artesana en el Paseo Bosetti.

“Trato de tener siempre variedad de muñecos en stock, pero al ser algo artesanal lleva tiempo y dedicación. Por suerte, quienes conocen mis trabajos realizan sus pedidos con tiempo para evitar demoras”.

 

 

Los muñecos son tejidos en hilo de algodón y están rellenos con vellón siliconado, son aptos para ser lavados incluso en lavarropas. Los diseños más pedidos son: unicornios, animales autóctonos y superhéroes.

Para contactar con Valeria puede hacerlo a través de 3764990282.