Prepagas recurrieron a la Justicia para aumentar 9,77% sus cuotas

La presentación de la medida cautelar "de forma inmediata" fue firmada por 15 reconocidas empresas de medicina privada del país.

16/06/2021 14:08

Empresas de medicina prepaga se presentaron hoy ante la Justicia para pedir el dictado de una “medida cautelar autónoma” que habilite un aumento urgente del 9,77% en sus cuotas.

La presentación fue firmada por abogados de 15 empresas, entre ellas OSDE, Swiss Medical, Galeno, Medicus, Omint y Hospital Italiano, y se radicó ante el fuero en lo Contencioso Administrativo Federal, informaron fuentes judiciales.

Las prepagas solicitaron de manera “urgente” el dictado de “una medida cautelar autónoma” consistente “en que se autorice un aumento del 9,77% sobre el valor actual de las cuotas” de las empresas, según el texto. Ese porcentaje se obtuvo de sumar dos variables, sostuvieron.

“Un 3,59% que es la diferencia entre lo autorizado por las sucesivas resoluciones (que totaliza 25,52%) y el 30% reconocido en el informe técnico de octubre de 2020 elaborado por los cuadros técnicos de la SSS” (Superintendencia de Servicios de Salud) y “un 6,18% que es el mayor costo resultante de la negociación paritaria (cláusula de revisión)”.

Las empresas pidieron que el aumento “sea autorizado de manera interina; mientras dure el proceso administrativo y/o judicial; con carácter provisional; y a cuenta del futuro aumento que corresponderá otorgar conforme lo que resulte de la resolución del reclamo impropio interpuesto y el aumento adicional solicitado”

“Nuestro pedido pudo haber sido más ambicioso, pero lo hemos limitado para que su viabilidad o procedencia resulten indiscutibles”, argumentaron, y también advirtieron sobre una “indiscutible urgencia o peligro en la demora”.

 

Rechazo por la posible intervención del sistema de salud

El presidente de la UAS y de Swiss Medical Group, Claudio Belocopitt, señaló que el Gobierno les prometió respuestas de fondo al problema del financiamiento del sistema de salud privado, que atiende a un 70% de los pacientes de la Argentina, cerca de 32 millones de personas.

“Las soluciones nunca aparecieron, situación inversamente proporcional a los rumores sobre la intervención del sistema que aumentaban y eran cada vez más profundos, ratificados, inclusive, por confirmaciones en off”, apuntó Belocopitt.

“Si alguien decidiera tomar de hecho el sistema de salud privado, primero debería desfinanciarlo, ponerlo al límite de su capacidad operativa, arrodillarlo y mantenerlo así hasta que colapse y su capacidad de atención sea deficitaria. Entonces sobre los escombros, las ruinas y la salud de millones de argentinos, se expondría como un relato la excusa perfecta de que debe nacionalizarse bajo el supuesto de que el sistema no está en condiciones de dar respuestas sanitarias”, afirmó Belocopitt.

“Quisiéramos decirle al Poder Ejecutivo que si quiere un nuevo sistema lo plantee a la sociedad en forma franca y transparente y que esté dispuesto al debate con la gente. Y si no es así, y nuevamente nos dicen que estamos viendo cosas y proyectos que no existen, que cumplan de una vez por todas con la ley, y que discutamos pautas precisas hacia el futuro, para darle sustentabilidad al sistema. Porque ni siquiera la ley hoy es suficiente. Y la política lo sabe”, enfatizó el presidente de la UAS.

 

Paritarias

Con respecto las paritarias del sector, el empresario destacó que están vencidas o a punto de estarlo.

“No nos parece justo que muchos de los gremios hayan logrado durante el último año actualizaciones de hasta un 40%, mientras el personal de salud, que se ha jugado su vida y la de su familia, y en ocasiones la han perdido, siga humillándose para conseguir lo que más que nadie se merece”, explicó.

Luego agregó que aun si la situación llevara definitivamente a la desaparición del sistema de salud privado ”es de pura justicia reclamar la actualización de los salarios de los que estuvieron, están y seguirán estando en el frente de esta batalla sin cuartel”.

Señaló que en el Gobierno “verbal y técnicamente” se acredita un atraso tarifario “gigante” y reconocen “la existencia de un desfasaje inmanejable”. Denunció que, pese a ello, las autoridades “no cumplen con la ley de medicina privada que obliga a otorgar las actualizaciones necesarias”.

 

Fuente: Agencia de Noticias Télam e Infobae.