Reclamos de Marea Blanca: ¿La marcha 320 fue la vencida?

Referentes de docentes jubilados fueron convocados por el Ministro de Hacienda junto con las autoridades del IPS a una reunión el próximo lunes a las 9.

06/09/2020 09:30

MULTITUDINARIA. La marcha del jueves pasado de Marea Blanca fue la más concurrida hasta el momento.

La marcha 320 de Marea Blanca finalmente tuvo resultado: “El viernes por la noche el gran referente de Marea, Tino Fleitas, me contó que las autoridades del IPS se habían comunicado con ellos para convocarlos a una reunión”, reveló en el programa “Aire de Sábado” por FM de las Misiones 89.3, la secretaria General de UDNAM y una de las docentes que cada jueves tomó la bandera de sus colegas jubilados, Estela Genesini.

La reunión será mañana lunes en el Ministerio de Hacienda de la provincia. Allí, las autoridades del IPS y el ministro Adolfo Safrán, recibirán a cuatro referentes de Marea Blanca.

“Tito y todos los compañeros están súper agradecidos con todas las organizaciones como ATE, UTEM, MPL, Tribuna docente, referentes de autoconvocados y otros que hicieron propia la lucha de los jubilados”, celebró Genesini.

Luego de este gran paso, Genesini habló de todo el proceso de lucha que, hasta el día de hoy se mantiene.

 

Salir a las rutas pese a la pandemia

“Salir a las calles fue una medida muy debatida en las asambleas, nuestro gremio al igual que muchos otros compañeros, no estamos acostumbrados a cortar las rutas, pero fue el mismo Gobierno que nos empujó a hacerlo”, dijo. Y es que a pesar de que ya estaban realizando medidas, “ninguna parecía tener respuestas, el corte de rutas empezó a marcar la diferencia”.

Estela Genesini recordó que antes de la emergencia sanitaria por coronavirus “tuvimos una reunión presencial en el Centro de Convenciones y, después de surgida la pandemia, tuvimos dos reuniones más de manera virtual con el presidente del Consejo General de Educación, Alberto Galarza; el diputado Nacional, Ricardo Wellbach; y la presidenta de la Comisión de Educación, Rossana Franco”, contó.

Hasta ese momento el diálogo entre las partes parecía ser fluido y “se había generado un compromiso por parte de ellos, de convocar a una tercera reunión donde darían respuesta a la propuesta salarial que habíamos llevado al comienzo del ciclo lectivo”, explicó.

Sin embargo, esa última reunión nunca se efectivizó y los docentes empezaron a preocuparse: “así fue como empezamos a convocarnos para intentar visibilizar lo que nos estaba pasando y también levantar la bandera de Marea Blanca porque ellos están en grupo de riesgo y no podían salir a las calles”, relató la titular de la UDNAM.

Agregó que “el diálogo se cortó unilateralmente, porque esa próxima reunión que nos prometieron, nunca apareció” y cargó contra el diputado Wellbach por ello.

 

“Efecto policía”

El paso de las semanas se convirtió en meses de reclamos con asambleas, cortes de ruta, marchas y entrega de petitorios de diálogo que nunca tuvieron fecha de realización para los sectores que no forman parte de la Mesa de Diálogo.

El reciente acuerdo salarial de los policías “encendió a los docentes: antes del reclamo de la Policía tratábamos de no ser muchos en las rutas para cuidarnos, pero fue un antes y un después. Ahora hay grupos por todos lados, los docentes quieren salir y están decididos a tomar medidas extremas”, aseguró Genesini.

“Nosotros decimos que es el efecto policía porque, a partir de esto, los colegas entendieron que este Gobierno actúa bajo presión: si no se ve, si no se siente… la respuesta no aparece”, dijo.

Sin embargo, la dirigente gremial aclaró que “no es que no entendamos su reclamo, sabemos que su sueldo es miserable, pero entendemos que el Gobierno debe atender a todos los sectores y no sólo a la policía porque es un elemento de presión mucho más significativo que el nuestro, al dejar a la sociedad completamente vulnerable”.

 

El reclamo en cifras

Estela Genesini, secretaria general de UDNAM: “Creímos que cuando el Gobierno convocó a mesa de diálogo también nos llamaría a nosotros, porque la UDNAM es un gremio legalmente constituido. Pero no quieren que estemos, el diálogo se cerró con unos pocos”.

“Un docente que recién se inicia tiene un 48% de su sueldo en negro: cobra $17.000 que paga la Provincia, más un incentivo de Nación y recién a los 40 días, con otro aporte nacional en negro, logra juntar $25.000”, explicó Estela Genesini al referirse al promedio.

Sin embargo, en Misiones hay un agravante: “tenemos achatada nuestra pirámide salarial, lo que significa que un docente con 18 años de antigüedad cobra exactamente lo mismo que aquel que recién se inicia. Y este es uno de los ejes claves del reclamo nuestro, al año de antigüedad ya tiene que haber una diferencia salarial”, expresó.

Mencionó otra de las cuestiones de la diferencia salarial que hay según los distintos niveles de enseñanza en la provincia: “hoy si un maestro de grado gana $1, el de secundaria gana $3 y el de educación superior gana $6, siendo el docente de grado el más perjudicado porque es el que más horas trabaja y el que menos gana”.

Agregó que “por eso pedimos audiencia a la Comisión de Presupuesto porque nos preocupa el presupuesto 2021 que prevé un 20% de incremento del salario docente de grado en un país con aumento de la inflación del 50%, aunque vemos que hay un incremento muy grande para el nivel superior, siendo del 53%”.

 

¿Hasta dónde piensan llegar con las protestas?

En cuanto a las medidas de fuerza, Genesini contó que “hay muchas iniciativas pensadas para el 11 de septiembre: algunos hablan de un corte con asamblea en Jardín América, otros hablan de una medida de fuerza en el puente del arroyo Garupá, otros proponen acampar frente a la legislatura, otros quieren ir al CGE, otros al Ministerio de Educación principalmente por su enojo con muchos de los dichos de (Miguel) Sedoff que consideran que son mentira”, respecto a la utilización de la Plataforma Guacurarí.

Sin embargo, ratificó que “recién en la próxima asamblea provincial vamos a definir cómo se sigue porque todas son propuestas. La elegida va a ser aquella que sea más votada por ser la más factible para llevar adelante”.

 

¿Sin condiciones para una vuelta a clases presenciales?

Finalmente, Estela Genesini se refirió a la tan mencionada vuelta a la presencialidad y señaló que “hay dos cuestiones que van a influir en que los compañeros apoyen o no el regreso a las aulas: primero lo salarial, pero también la falta de porteros y las condiciones de salud e higiene que todavía no están dadas”. Respecto a los porteros, dijo que “ellos dicen que van a poner en las escuelas a gente que cobre planes o empleados municipales para que hagan las tareas de los porteros”.

Sin embargo, “esto también es riesgoso, porque quieren poner a gente externa a las instituciones dentro de las escuelas… es peligroso para los chicos”, alertó.

 

“El reclamo es justo”

Finalmente, la referente gremial se refirió a las opiniones sociales suscitadas luego de tantas marchas y movilizaciones docentes.Y es que a pesar de que hay un gran porcentaje de la gente que los apoya en las redes y aplaudiendo cada vez que salen a las calles, también hay un sector de la sociedad que considera que los reclamos de los trabajadores de la educación no son justos ya que, al estar cerradas las escuelas, sostienen que los educadores no están trabajando.

En este sentido, Genesini aseguró que “pasa totalmente lo opuesto: en este contexto de virtualidad, el docente está trabajando las 24 horas porque depende del momento en que el alumno le entregue las tareas o pueda conectarse, porque del otro lado tenemos un abanico muy diverso de familias que pueden acceder o no a los dispositivos móviles e Internet”, dijo.

Por otra parte, mencionó también que no sólo están trabajando el doble de lo que hacían cuando las escuelas estaban abiertas, sino que también sus gastos han aumentado, debido a que los gastos de los equipos y del pago de servicios de Internet y gastos móviles, corren por cuenta de cada docente. “Por eso habíamos hecho el apagón virtual, en solidaridad con aquellos colegas que no llegaban ni a la mitad del mes”, concluyó.