“Ser finalista es un empujón para seguir”

"No creí que me iban a elegir. La verdad fue un gran reconocimiento por parte del jurado y fue un empujón más para seguir adelante”, manifestó María Cecilia Medina, una joven apasionada por el canto.

25/08/2020 12:32

María Cecilia Medina (36) es cantante lírica del Coro de Voces de Apóstoles y fue finalista del Concurso “Misiones canta en red”, organizado por por el Coro Estable del Parque del Conocimiento con cantantes de toda la provincia.

“Tengo otra profesión, soy licenciada en nutrición, pero me encanta cantar. Es por eso que me inscribí en este concurso organizado por el Centro del Conocimiento en el rubro solista lírica y, para mi gran sorpresa, estoy en la final”, anticipó Cecilia, que divide su tiempo entre la familia, en ayudar a su esposo, a atender a sus pacientes y el canto, algo que la apasiona desde chica.

“Ojalá muchos jóvenes se animen a cantar porque es algo muy lindo. Para mí, personalmente, es un cable a tierra, y lo hago con mucha satisfacción”, aseguró.

Habitualmente se la ve en los coros de las iglesias de Apóstoles, como es el caso del templo San Pedro y San Pablo, y con mucha dedicación componiendo el Coro de Voces de Apóstoles y el Coro de la UCAMI, en Posadas.

A Ko’ape contó sobre su vida y su dedicación por esto que tanto la apasiona. “Canto desde que soy chica, cuando iba a la primaria, participaba de los talleres municipales para aprender guitarra. Mi escudo era la guitarra. Para superar el miedo escénico de la vergüenza que me daba cantar, era la guitarra. Iba a peñas, incluso en séptimo grado participé de un pre Cosquín para el rubro canto”, comentó.

Luego se alejó. Confesó que “como todo adolescente tuve ciertos hobbies de esos que van y vienen y, después, con la facultad fue imposible de dedicarme a eso. En 2008 volví a Apóstoles y después de insertarme laboralmente, me empecé a dedicar nuevamente, asistiendo a un taller de canto de la localidad. Ahí si en los coros, más que nada, descubrí la polifonía, a conocer obras, profesores de canto”.

Cuando se dedicó aprendió mucho en coros de grupos reducidos, buscando perfeccionarse. “Fue complicado porque siempre fue en grupo, no hay profesores de canto, pero conocí gente de Posadas y ahí me integré con un coro de allá, era un coro reducido y me hizo aprender. Yo no hice una carrera de música, pero de tanto participar me hizo que tenga un manejo básico, quiero esto y quiero hacerlo de esta manera”, comentó.

Recordó que participó del concurso porque “tengo contacto con Lizzi Bernal, con quien cantó en Apóstoles y sabe más de música, y está más en contacto con la gente respecto a los concursos. Me invitó, me dijo que me animara, con su ayuda y la del esposo, que consiguió la iglesia, grabé rapidito porque después tenía que atender a pacientes. Y el video lo armó ella”, manifestó, feliz por el momento que está atravesando .