Bares y restaurantes de Posadas podrán abrir hasta las 23 horas

La Municipalidad se hizo eco de uno de los reclamos de los gastronómicos, que también piden extender su horario de forma permanente y “liberar” la costanera. Desde hoy hasta el lunes 20, de forma “extraordinaria” por el Día del Amigo.

17/07/2020 07:30

MÁS HORAS ABIERTOS. El fin de semana volverá el calor y los gastronómicos confían en poder aprovecharlo.

Llegando a uno de los fines de semana que para el sector gastronómico de Posadas siempre fue una importante fuente de ingresos, la Municipalidad capitalina habilitó de forma extraordinaria una extensión en los horarios de apertura de bares, restaurantes y heladerías, que desde hoy hasta el lunes -con motivo del Día del Amigo- podrán funcionar hasta las 23.

“Dado el moderado comportamiento de la ciudadanía en general los días del fin de semana pasado y antepasado, es dable su aplicación al próximo viernes 17, sábado 18, domingo 19 y lunes 20”, argumenta la Comuna en su Decreto Nº915 emitido anoche.

Esta solicitud había sido presentada ante la Comuna por los gastronómicos, según explicó ayer el empresario hotelero e integrante de la Asociación Misionera de Hoteles, Bares, Restaurantes y Afines (AMHBRA) Martín Oria a la FM 89.3 Santa María de las Misiones, donde aclaró que para este fin de semana eran tres los pedidos a la Municipalidad.

Uno era precisamente la ampliación de la atención por el Día del Amigo: “El horario de apertura de los lunes es hasta las 18:30 y estamos pidiendo que ese día podamos trabajar hasta más tarde, y por supuesto también la víspera, que es el domingo, de forma que se pueda distribuir el festejo a lo largo de la tarde-noche del domingo y el lunes”, precisó el empresario.

Es que, según Oria, “el Día del Amigo, así como el Día de la Primavera y el Día de la Madre son tres fechas muy claves en el movimiento de gente en este tipo de rubros”.

En cuanto a cantidad de personas que podrían salir a festejar, remarcó a la radio de PRIMERA EDICIÓN que “el protocolo es muy clarito: nosotros no podemos aglomerar gente, entonces no por ser el Día del Amigo vamos a exceptuar y armar mesas de quince personas”.

Otros dos pedidos pendientes

El segundo planteo presentado a la Comuna por AMHBRA era “poder trabajar los fines de semana hasta más de las 23 horas, estirar un poco el horario, porque este no nos permite la rotación: hay gente que está saliendo a cenar a las 8 de la noche y hay una segunda camada que hoy está entrando cerca de las 22 y les tenés que pedir que se vayan sí o sí a las 23, y no nos está permitiendo seguir trabajando una tercera vuelta”. Esta solicitud, si bien no fue admitida esta semana, quedó en análisis de las autoridades municipales, que en el futuro podrían acceder parcialmente a esa extensión, pero difícilmente hasta las 3 de la madrugada, como aspiran los empresarios, sobre todo los dueños de los bares.

Y el tercer pedido tiene que ver con el hecho de que los fines de semana la costanera se cierra en su totalidad al mediodía debido a las caminatas recreativas “y eso perjudica a la gente que quiere ingresar a los negocios que están sobre costanera”, advirtió Oria, quien argumentó que “dado que, como ya hay más deportes exceptuados y un poquito más de libertad para caminar, no está habiendo tanta afluencia de gente que uno necesite el 100% de la costanera cerrada”, por lo que solicitan que los clientes puedan acceder libremente al paseo ribereño para poder acercarse a los restaurantes de la zona. Este reclamo, por el momento, tampoco será avalado por el Municipio.

 

“El consumo está raro” 

Las restricciones que se aplican al rubro gastronómico hacen que en algunos casos ni siquiera sea rentable abrir sus puertas. Al respecto, Martín Oria explicó que en su caso “preferí tener cerrado el restaurante y reabrirlo cuando estén más acomodadas las cosas. Está muy raro el consumo, está muy rara la costumbre de la gente, hay mucho respeto y la economía no está fácil, no hay mucho circulante”, describió.

Es que “durante prácticamente 45 días la rueda de la economía se paró, excepto farmacias y supermercados, y el cuentapropista no trabajó: el chapista de autos, el pintor, el electricista, el plomero… Fueron 45 días que no nos movimos de nuestras casas y toda esa gente no tuvo ingresos, se endeudó y esa rueda todavía no volvió a girar”.

“El asalariado está cobrando su plata y está bien, pero por ejemplo los mozos y trabajadores de la gastronomía y la gente de la hotelería no están cobrando todavía el 100% de su sueldo y durante ese tiempo tampoco han recibido la propina, entonces va a llevar un tiempo que ese circulante se vuelva a acomodar en la calle”, aventuró Oria.

Respecto a las restricciones de tiempo y espacio, el empresario destacó que en Posadas “la gente se acostumbró, tuvimos casos el fin de semana de gente que se ‘empacó’ y no quiere entender que a las 11 de la noche se tiene que ir, pero la mayoría, el 97%, entiende que es así”.

D 915.20 extensión horario bares y heladerías