Cascada Baatara

Ubicada en El Líbano, esta rareza geográfica presenta una cascada de 255 metros de altura, que cae por un abismo y cruza por tres puentes naturales formados por piedra caliza, creados gracias a la erosión de millones de años.

01/03/2020 15:53

Descubierta por primera vez por el francés Henri Coiffait en 1952, Baatara Gorge es una cascada que cae en un abismo impresionante de unos 255 metros.

Ubicada cerca de la localidad de Tannourine, en El Líbano, este sitio conforma una rareza geológica en la que miles de visitantes se acercan todos los años para apreciar la magnífica cámara de paredes cavernosas erosionadas durante siglos.

Aunque parcialmente escondida a la vista por un escarpado valle de cedros y riscos de roca, esta cascada se ha convertido en uno de las más pintorescas en el mundo después de que se descubriese su secreto.

También es conocida como la “Cueva de los tres puentes” o “la triple cascada”, ya que durante su caída, el agua cruza tres puentes naturales formados por piedra caliza.

Los geólogos afirman que esta formación rocosa tiene alrededor de 160 millones de años, lo que significa que estaba presente en el período Jurásico, cuando los dinosaurios aún vagaban por la Tierra.

La catarata se crea cuando se derrite el hielo de la cercana ciudad de Mgharet al-Ghaouaghir, creando esta impresionante maravilla natural. Una vez que la caída de agua llega al suelo, esta desaparece en los acuíferos subterráneos y arroyos que se filtran a través de las capas porosas de la roca madre.

Una gran parte de la corriente termina en el manantial potable de ‘Dalleh en Mgharet al Ghaouaghir’, lo que significa que esta cascada suministraba gran parte de la zona de los alrededores con agua potable fresca.

Conforma un escenario único en el mundo, aunque se recomienda a sus visitantes tener mucho cuidado, ya que los acantilados son resbaladizos y la roca es bastante frágil. Tampoco está permitido que se agrupe mucha gente al mismo tiempo en los puentes por seguridad.

Sin embargo, el sitio es impresionante y merece la pena visitar una vez en la vida. Es una verdadera maravilla de la naturaleza, proporcionando una caminata de aventura hasta el lugar, unas vistas fabulosas y la experiencia inolvidable.

El mejor momento para visitar esta cascada es entre marzo y abril, ya que es cuando las nieves de las montañas del oeste se derriten y proporcionan abundantes corrientes de agua fresca. En otras épocas del año la caída de agua es susceptible a las sequías.

El viaje a la Cascada Baatara Gorge se puede hacer desde Beirut, la capital de Líbano, y lleva alrededor de dos horas. Además el viaje en coche a través de las estribaciones, rodeado de verdes árboles de cedro, olivares y viñedos, puede ser particularmente encantador en el verano.

¿Cómo es El Líbano?

Este país asiático está ubicado en Oriente Próximo y sus costas están bañadas por el mar Mediterráneo.

Pese a lo que su ubicación geopolítica podría hacer pensar, es considerado uno de los lugares más seguros de todo Oriente Medio. Posee uno de los Índices de Desarrollo Humano más altos de la región y el séptimo más alto del mundo árabe. Es un país influido por muchas culturas y esto se refleja en la diversidad de la arquitectura y la sociedad. Además, cuenta con ciudades llenas de historia como Baalbek, Tiro y Byblos, en donde existen algunos de los templos romanos y santuarios fenicios más antiguos. Byblos, por ejemplo, es ampliamente reconocida como la ciudad más antigua del mundo en ser habitada ininterrumpidamente.