Le decía que se parecía a su madre y la abusaba

La adolescente agredida sexualmente por su propio padre tiene 15 años pero su sometimiento se habría iniciado a los 9.

23/01/2020 08:30

A DISPOSICIÓN DE LA JUSTICIA. El denunciado, de 48 años, fue detenido ayer por efectivos de la UR-X.

Un hombre de 48 años fue detenido tras ser denunciado por abusar sexualmente de su hija biológica, a quien le decía, según la acusación, que se parecía a su madre y luego la abusaba en forma reiterada, señalaron las fuentes.

De acuerdo a la presentación penal que radicó su progenitora, de 32 años, el caso salió a la luz cuando la adolescente, actualmente de 15, le confesó entre lágrimas a su primo de 18 que su padre la sometía sexualmente desde que tenía 9, indicó un vocero.

La denunciante se enteró de los dichos de su hija ayer a la mañana, por lo que acudió de inmediato a la Comisaría de la Mujer de Fátima, dependiente de la Unidad Regional X, donde puso en conocimiento a las autoridades. Fue así que el Juzgado de Instrucción 2 en turno en

Posadas, a cargo del magistrado Juan Manuel Monte, ordenó la detención del sospechoso, que se concretó apenas una hora y media después. La calificación del hecho en forma preventiva es “delito contra la integridad sexual”, aunque podría modificarse tras la indagatoria al acusado, que se concretaría ante el citado juez en las próximas horas.

 

“Me voy a matar”

La denunciante relató ante la citada dependencia policial que se enteró que un primo de su hija fue quien escuchó la confesión.

La joven logró decir entre llantos que su propio padre la abusaba desde que tenía 9 años, que la llamaba por las noches y le decía que “la esperaba”, que cuando estaban juntos le decía que ella se parece mucho a su madre y que esperó hasta que creciera un poco porque justamente a esa edad comenzó su relación con su progenitora (quien tenía 13), indicaron las fuentes.

Los abusos se daban en un contexto de violencia familiar y amenazas, cuando tanto la adolescente como su hermana, de 11 años, quedaban solas con su padre, precisó la denunciante.

Las intimidaciones del individuo hacia la joven consistía en decirle que si no vivían con él, es decir ella y su hermana, se iba a matar con la moto, agregó un vocero en base a la denuncia.

 

Bajo el mismo techo

De acuerdo a las fuentes, cuando la adolescente confesó ante su primo, dijo que tenía “mucho miedo de que le pase lo mismo a su hermana de 11”.

Los abusos, conforme a la denuncia, continuaron en la casa del padre, quien se separó de la madre de la adolescente hace cuatro años y llevó a vivir a sus dos hijas con él.

La progenitora indicó que algo sospechaba, teniendo en cuenta que el hombre no quería que sus hijas regresen con su madre los fines de semana.

La mujer hasta intentó que los directivos del colegio al que asiste su hija mayor pudieran rescatar algún tipo de información ya que a ella no le decía nada, sin embargo tampoco pudieron.

Las hermanas serán examinadas por un médico y serán contenidas psicológicamente.