El río Uruguay creció un poco pero sigue el alerta

La bajante de este caudaloso cauce preocupa a varias ciudades fronterizas de Misiones con conexiones con Brasil.

13/01/2020 07:36

PREOCUPANTE. Desde hace días, la bajante del río Uruguay deja ver muchos metros más de tierra y las orillas cada vez son más extensas.

Desde hace varios días bajó en forma notable el caudal del río Uruguay. Esto puso en vilo a varias localidades misioneras lindantes con este caudaloso cauce de agua, que además es el “puente” natural de conexión con ciudades vecinas del Brasil.

Ante este panorama y ya en pleno estado de alarma, ayer hubo un pequeño alivio en comparación a los días anteriores, dado que en algunos puntos del recorrido y en especial en Misiones comenzó a crecer levemente el caudal.

Por ejemplo en El Soberbio, según datos oficiales de la Prefectura Naval Argentina, el río marcó ayer 90 centímetros, contra los 85 del sábado, mostrando una leve crecida de 5 centímetros. Igual situación pasó en San Javier, con 1,24 metro, contra el 1,20 del sábado, arrojando una crecida de 4 centímetros. Mientras que en Alba Posse, donde el fin de semana el agua no llegaba al metro, se observó también una leve suba.

“Extraordinaria”

José Dos Santos, guardafauna en San Javier, perteneciente al Ministerio de Ecología y Recursos Naturales Renovables y experto en este tipo de temas, dialogó ayer con PRIMERA EDICIÓN y graficó que “el río Uruguay está en una bajante extraordinaria desde hace días. Esto se debe principalmente a la falta de lluvia en el Brasil, donde nace esta cuenca hídrica”, añadió.

Además, Dos Santos comentó que “hoy (por ayer) comenzó a crecer levemente el río en San Javier y también en El Soberbio, entre otros puntos de Misiones”.

En cuanto a la operabilidad o no de las balsas en la zona del río Uruguay, el guardaparque resaltó que “todavía están operables los puertos y las balsas en El Soberbio, San Javier y Alba Posse; sólo en Panambí era imposible, debido a esta bajante, operar con la balsa desde el viernes pasado”.

Paralelamente, “aún no se reportaron problemas en lo que se refiere a la provisión de agua potable, aunque San Javier está en emergencia hídrica, pero no es un problema exclusivo de la bajante del río Uruguay, sino que la planta potabilizadora está obsoleta y se necesita en forma urgente una nueva”, recordó.

Asimismo, Dos Santos remarcó que “hace casi un mes que no llueve en Brasil y eso se siente, con el agregado que no se esperan grandes períodos de precipitaciones para los próximos días y eso es preocupante. En 2012 tuvimos una bajante similar y estamos muy cerca de alcanzar ese registro”, advirtió.