Forestales debatieron sobre el pago del bono

El encuentro tuvo lugar la semana pasada en la sede de FAIMA en Buenos Aires.

16/09/2019 08:00

Las cámaras de empresas forestales de todo el país se reunieron el último miércoles en la sede de la Federación Argentina Industria Maderera y Afines (FAIMA), en Buenos Aires, con el objetivo de avanzar en una posición conjunta con respecto a las últimas medidas tomadas por el Gobierno nacional.

En este sentido, expresaron su preocupación por el anuncio del pago de un bono en el sector privado debido a que esto complicaría aún más la situación en las PyME del sector.

“Mantuvimos una comunicación con el ministro de Producción y Trabajo de la Nación, Dante Sica, y le expresamos que no estamos en condiciones de pagar este bono. Entendemos que a nuestros obreros no les alcanza lo que están cobrando, pero fue un año muy malo para nosotros”, expresó a PRIMERA EDICIÓN el presidente de la Asociación de Productores, Industriales y Comerciantes Forestales de Misiones (APICOFOM), Guillermo Fachinello, quien participó en el encuentro.

Manifestó, además, que las empresas están trabajando para encontrar un acuerdo, aunque señaló que “no se sienten responsables de esta crisis que generó el Gobierno”.

“Estamos en un momento muy complicado y se nos hace muy difícil tomar decisiones”, señaló.

Por otra parte, detalló que una de las cuestiones que dificulta a los empresarios forestales es la diferencia del precio del dólar para la compra y venta: “Cuando te liquidan los dólares de las exportaciones, lo hacen por debajo de lo que después necesitás para comprar los insumos. Nosotros tenemos que vender esos dólares, entre compra y venta hay como $6 de diferencia entre lo que ingresa y lo que después necesitás”, explicó.

Y remarcó que si bien siguen trabajando, lo único que funciona es la exportación, ya que “las pequeñas y medianas empresas madereras se mantienen aunque con menos horas de trabajo”.

“Las PyME del mercado interno están complicadas, se sigue suspendiendo personal o disminuyendo las horas laborales, hay muchas empresas rotando o haciendo medio turno para mantener las fuentes de trabajo”, observó.

 

Justo, pero inviable

Cabe recordar que el Gobierno nacional anunció un bono para el sector privado. Si bien no está definido el monto y quedará establecido en las próximas horas, una vez conocidos los índices de inflación de agosto, se especula que sería de 5.000 pesos, igual al otorgado al sector público.

Desde las cámaras empresariales de Misiones no dan el visto bueno a la medida, ya que supondría demasiado esfuerzo extra que deberían hacer para afrontar el pago, por más que entienden que “sería justo para los trabajadores”.