En lo que va del año, saltó la banca 11 veces en la Quiniela Misionera

Lo reveló Héctor Rojas Decut, presidente del Instituto Provincial de Loterías y Casinos. Habló de los edificios, el Barco-Casino de Iguazú, los números de la Poceada y GuazuBet. La Poceada mueve 50 mil apuestas diarias promedio

21/07/2019 18:33

NÚMEROS. Héctor Rojas Decut, presidente del IPLyC en Misiones.

El escribano Héctor Rojas Decut cumplió un año y medio de ordenamiento administrativo y funcional en el Instituto Provincial de Lotería y Casinos Sociedad del Estado (IPLyC SE), el organismo que regula el juego y las apuestas en Misiones. Llegó tras el pedido de renuncia que hizo el Ejecutivo al cuestionado Eduardo “Balero” Torres.

En entrevista con el programa “Primera Plana”, por FM de las Misiones 89.3, Rojas Decut confirmó que los cinco sorteos que tiene la Quiniela Misionera generan casi la mitad de los ingresos que tiene el organismo misionero. Así también, en lo que va del año, los apostadores hicieron saltar la banca 11 veces. En cuanto a la Poceada, que viene repartiendo importantes premios, contó que mueve unas 50 mil apuestas diarias en promedio.

Anunció la llegada de GuazuBet, el nuevo portal de apuestas online tras el problema judicial que dejó Torres con MisionBet que ahora quedó atrás. Respecto a la Torre Costanera, de 20 pisos, reveló la fecha estimada de finalización y cómo se financiará la construcción de la misma.

Fue consultado sobre el congelado proyecto de casino flotante en Puerto Iguazú, cuya embarcación permanece olvidada en el río.

El titular del IPLyC aseguró que en un año y medio de gestión logró la reducción de la papelería mediante la implementación de sistemas operativos que implican la participación de 177 agencias, 77 sucursales, más de mil vendedores que se adaptaron a la tecnología. “Hoy la venta es online y nos permite llevar un control en línea”, afirmó.

Salta de banca

El presidente del IPLyC dijo que “Del total de la recaudación en juegos que tiene el IPLyC, la Quiniela de enero a junio representó el 49%, es lo más importante que tenemos contando los juegos propios y de terceros (sacando la Poceada)”. Afirmó Rojas Decut que “con los cinco sorteos diarios, la Quiniela fue adoptada por el misionero, se juega más en Misiones mucho más que en otras jurisdicciones”.

En lo que va del año, “11 veces saltó la banca, lo que representa un pago en premios varias veces mayor a la recaudación, cada vez que eso ocurre. El IPLyC, por reglamento, puede prorratear los pagos de los premios sobre lo recaudado. Sin embargo, decisión número uno que tomé en mi gestión, es pagar todos los premios y no prorratearlos. Hubo que hacer las reservas pertinentes para cumplir”. Reveló que “la última vez que saltó la banca se recaudaron 2,9 millones de pesos y pagamos 12 millones en premios en una sola jugada”.

Entre los números que hicieron saltar la banca, “fueron el 32 (que significa precisamente el dinero) que más premios paga entre los números favoritos. Y los clásicos como el 14, el 22 y el 19 que tienen muchos niveles de apuestas”, dijo Rojas Decut.

El funcionario aclaró los premios que tributan y los que no: “Con la Poceada y la Quiniela no se pagan tributos provinciales ni nacionales, con lo cual, no tienen descuentos por impuestos. Los que sí tienen pago de impuestos, del 30% por Ganancias, son los demás juegos tercerizados” como ser el Quini 6 o Telekino por mencionar alguno.

Rojas Decut dijo que “los pagos de premios de los juegos propios del IPLyC se hacen en el acto con un cheque. Respecto a los otros juegos de terceros, como el Quini 6 o el Telekino, hay un proceso de validación y verificación que puede llegar a las 72 horas”.

Unas 50 mil apuestas diarias

El funcionario reveló que “con la Poceada hemos encontrado un público muy interesado en la propuesta que lanzamos el año pasado. Por jugada, hay una al mediodía y a la noche, tenemos entre 25 mil y 30 mil tickets vendidos que oscila según el pozo que tiene como premio, que parte de un millón de pesos. Entonces, diariamente son entre 50 mil y 60 mil personas las que juegan”.

Confirmó que “este año hemos pagado premios de 12 millones de pesos, 6 millones, el último de 4,4 millones. Es una satisfacción que el dinero vuelva al apostador con la confianza y el ideario de ganarse un premio de estas características”.

Consultado si con la crisis se juega más, Rojas Decut dijo que “desde el primer día que estoy en el IPLyC me interioricé en la cuestión: no pareciera ser así, es más mito que realidad. A la hora de las necesidades, la gente creo que prioriza la vestimenta, la comida, la luz. De los números que tenemos, pareciera que no”.

Sobre el promedio que juega un misionero, explicó: “Hacemos estadísticas entre la población que tenemos y el promedio en Posadas es 100 pesos diarios por persona mayor. Y Posadas es el nivel más bajo, porque se juega más en otras localidades como Puerto Iguazú o Santa Rita en Alba Posse, donde es de 7 a 8 veces más”.

El escribano consideró que “la transparencia y la credibilidad inciden un cien por ciento en el éxito de un juego como en la institución, que fue uno de los objetivos primordiales cuando llegué al IPLyC”.

Ludopatía

“El año pasado lanzamos un programa integral, con una etapa de capacitación que se realiza en los distintos organismos provinciales y nacionales, para brindar herramientas de prevención y atención al Poder Judicial, la Policía, los centros de salud que reciben a las personas con la patología y los asisten. Tenemos una línea 0800, con psicólogos, y trabajamos con los casinos y agencias para tener presente la problemática ante la promoción de los juegos”, detalló Rojas Decut.

Aseguró que “del núcleo total de personas que se vincula al juego, un 4 a 5% de la gente puede ser potencialmente vulnerable a esta patología no deseada por nosotros. Y un 1% a 1,5% tienen una patología concreta que puede derivar a otros vicios o adicciones”.

Nuevo programa social

En días más se lanzará “Activando voluntades” para dar apoyo logístico a las organizaciones civiles que hacen tareas solidarias. El IPLyC tendrá una sede para recibir donaciones y las acondicionará (con máquinas de coser, lavarropas, etc). Las ONG pondrán su mano de obra. Las donaciones irán a entidades de bien público y se publicarán los destinatarios. Quienes donen, participarán de sorteos con premios.

“Me sorprendió la cantidad de personas que se han sumado en estos tiempos de crisis. Con la logística no ponemos recursos humanos sino para ayudar a las instituciones, iglesias de las distintas religiones que nos asesoran dónde retirar las donaciones y dónde entregarlas”, explicó Rojas Decut.

 

Ya opera GuazuBet, plataforma de apuestas online de Misiones

En los próximos días, el IPLyC hará el lanzamiento promocional del portal de apuestas online GuazuBet, que reemplazó al anterior MisionBet. “Estamos con la página habilitada. Tenemos usuarios que se han sumado y es la expectativa de éxito ya que, hasta el año pasado, teníamos MisionBet y tuvimos ciertos inconvenientes legales por la forma que se operaba a través de la empresa que tenía tercerizado su manejo. En octubre del año pasado nos desvinculamos de esa empresa y, en este tiempo, estuvimos trabajando en una nueva plataforma más conveniente para poder adaptarla a la propuesta de Misiones, sobre todo en apuestas deportivas que es un rubro complejo y necesita de recursos humanos muy capacitados para manejarlo. Por eso estamos capacitando al personal y a los agencieros”, explicó el presidente del organismo Héctor Rojas Decut a FM de las Misiones.

También aseguró que GuazuBet “es la necesidad de cubrir una cuota del mercado, como ocurrió en otras provincias que habilitaron su propia página”.

En la renovada iniciativa que superó los litigios judiciales dejados por Torres, “las apuestas se hacen en la jurisdicción provincial. Quien operaba antes permitió el acceso de apuestas fuera de Misiones, por eso un fiscal de la Capital Federal judicializó la contravención. Por eso, hay que tomar los recaudos para que participen personas que deben registrarse con domicilio en Misiones, cargando sus datos personales y presentando una boleta de servicios para verificar que sean de acá. Para jugar pueden hacerlo con tarjetas o cargando crédito en las agencias”, especificó Rojas Decut.

Las mismas unidades de negocio

El titular del IPLyC ratificó la estructura actual y explicó qué hacen. “Con la tarjeta Natural, se pagan los beneficios de 30 mil personas en tres programas sociales (Hambre Cero, comunidades mbya y otro de Posadas)”, contó. Además, en IPLyC Confort y Servicios “tenemos los seguros de los organismos del Estado para todos los vehículos. Y ticket canasta para la Municipalidad de Posadas y otros organismos, una acción que requiere mucha logística para darle legitimidad en los pagos. Tenemos la mueblería, que es una unidad de negocios netamente comercial. Y el cobro de servicios que tiene un abanico importante para el cobro de servicios de miles de opciones”.

En otro orden “tenemos préstamos a empleados del sector público. Y la gestión de recursos humanos y financieros de los parques Salto Encantado, Moconá y de la Cruz de Santa Ana para el pago de proveedores y de las 130 personas que trabajan en ellos. Tenemos el Club del IPLyC que quedó muy bonito y cualquier persona puede ir con un pago diario. Tiene quinchos, piletas, salones de eventos que se alquilan”.

Cinco años más de plazo

El supuesto centro de apuestas flotante abandonado que, a su vez, complementaría una inversión hotelera en las 600 Hectáreas de Iguazú, tendrá cinco años más de plazo. El presidente del IPLyC, Héctor Rojas Decut, confirmó que en 2017 se otorgó cinco años más de plazo a la empresa dueña del barco para concretar la iniciativa, sino la Provincia dará de baja la autorización otorgada.

“La propuesta iba a demandar la incorporación de un barco y obras civiles en las 600 Hectáreas, porque iba a tener casino y algunos lugares para pernoctación, además de un hotel en la zona de amarre. Por distintos motivos se fue difiriendo en el tiempo y ahora tienen una ampliación de plazo de cinco años, desde 2017, para poder terminar la obra”, dijo.

Rojas Decut ratificó que “el Instituto no tiene nada que ver. Es más, la explotación del casino la harán, ya que HCI (que tiene la concesión del juego en Iguazú) autorizó una sublicencia. El IPLyC lo que hizo fue autorizar la instalación de la sala flotante y luego cobrará un canon a la habilitación y en forma mensual”.

Sin embargo, el funcionario admitió: “No veo indicios de que prontamente se vaya a poner en marcha eso por el tiempo que pasó”.Y recordó que “no hay ninguna zona en la provincia con posibilidades de habilitar un casino si no es por los concesionarios actuales”.