Crecen consultas de solteras y familias monoparentales a la hora de concebir un hijo

También se duplicó la cantidad de parejas con esa misma inquietud. Desde la aprobación de la Ley de Reproducción Asistida el tema dejó de ser tabú para quienes necesitan medicina especializada.

26/09/2018 20:36

El acceso a los tratamientos de fertilización está mostrando un fenómeno que hace algunos años podía ser mucho más difícil de percibir: el aumento en las consultas, y los tratamientos, entre familias monoparentales y mujeres solteras.

Quizá por tabú o porque no había una ley que permitiera la ampliación de derechos en cuanto a la concepción de los hijos, estas consultas eran de inexistentes a mínimas. Sin embargo, en los últimos tiempos los médicos especialistas reportan que hay mayor consulta de parte de pacientes con éstas características.

“Desde su sanción en junio de 2013, la Ley de Reproducción Médicamente Asistida ( 26.862) permitió ampliar derechos en todo sentido, a tal punto que, en tan sólo cinco años, se duplicó el número de ciclos de fertilización asistida de alta complejidad”, dijo a PRIMERA EDICIÓN, Mariana Ringa, especialista en medicina reproductiva y médica de CREAR, único centro de medicina reproductiva de la región que funciona en Posadas.

Posiblemente, ello tenga un por qué y tiene que ver en las posibilidades de acceso a los tratamientos. Hace unos años al no contar, en la región con un centro de éstas características, las posibilidades de embarazarse con la ayuda de la medicina reproductiva eran bastante más restringidas. Tanto desde lo económico como lo social.

En una mañana tengo entre ocho y nueve parejas que consultan por fertilidad y así evidentemente ocurre con los otros médicos que también hacen la especialidad. De ese porcentaje, hay hasta tres consultas de personas solas o parejas monoparentales, que también se acercan”, indicó Ringa.

Anteriormente, hasta para hacer una simple consulta había que recurrir a centros en Buenos Aires, mientras que en la actualidad, un paciente de Misiones, e incluso de la región, tiene acceso al mismo tratamiento que pueda brindar cualquier instituto de fertilidad y con los especialistas más renombrados.

Este nuevo panorama ha llevado a muchas parejas y también a las personas solteras a recurrir a los servicios de diagnóstico, tratamiento de baja y alta complejidad en un solo lugar, “sin moverse de Misiones”.

Mariana Ringa sostuvo que “el advenimiento de la ley de fertilidad sancionada en 2013 ha llevado a que muchas familias se animen a hacer consultas, antes tenían acceso aquellas mujeres o parejas con muy buena posición económica”.

Con el apoyo de un marco legal, los pacientes no sólo empezaron a acercarse más sino que dejó de ser un tabú y hoy se habla más, se comenta en las reuniones, se habla entre amigos, en la familia y desde que estamos con el centro de fertilidad solamente van pacientes que consultan por ese tema”.

Satisfechos y contenidos
Con respecto al laboratorio de medicina reproductiva que es donde se llevan a cabo los estudios especializados del centro mencionado, la bioquímica Alejandra Ferreiro Paz, aseguró “lo importante de recalcar es el alto costo que se le evita al paciente, una vez que la obra social audita y aprueba el tratamiento en la provincia. El costo afectivo y emocional que tiene no contar con el apoyo de la familia en otra provincia, eso es algo que la gente contempla y evalúa al momento de decidir”, apuntó.

Aunque la ley busca garantizar derechos, el costo económico es una realidad, no son estudios baratos, ni simples y todo requiere de insumos, técnica y metodología e instrumental costoso y mucho más ahora con la crisis en el país y de la cual no escapan quienes requieren atención médica especializada para la concepción.

Indicó la bioquímica: “Todo lo que sea diagnosticar o detectar dónde está el problema que causa esterilidad, tiene varias etapas, con lo cual no está en el básico autorizado de por sí. En cualquier caso nosotros queremos que los pacientes no se sientan limitados, al contrario que estén satisfechos y tengan los resultados deseados”.

Charla especializada
Una charla abierta y gratuita a la comunidad se brindará este viernes en Bolívar 2218. Se trata de un encuentro para hablar sobre las dudas, temores y lo importante de un buen diagnóstico, cuáles son los distintos tipos de tratamientos, la importancia de la alimentación entre otros aspectos que tienen que conocer quienes buscan una concepción. La Bioquímica Alejandra Ferreiro Paz, quien también estará disertando, compartirá algunas claves sobre la infertilidad.

Desde el abordaje multidisciplinario
Si bien, desde hace dos décadas se hacen tratamientos de fertilidad en la provincia, hace unos años se trabaja en equipo multidisciplinario, en un centro con todas las especialidades.

En ese sentido, los médicos del centro utilizan los mismos protocolos (desde el diagnóstico al procedimiento, sea de baja o alta complejidad) y todos los estudios complementarios que se consideren suficientes como para completar el tratamiento y que se utilizarían en cualquier lugar del mundo para ayudar a las parejas a concebir un hijo.

“El procedimiento es el mismo con el acceso a un laboratorio de alto nivel y la posibilidad de ofrecer nuevas técnicas para selección espermática del semen y estudios genéticos pre implantatorios del embrión y el test ERA, que detecta ventanas de implantación y tiene indicación para aquellas parejas que ya vienen con varios procedimientos fallidos. Este estudio detecta el momento en el cual se tiene que hacer la transferencia embrionaria. También se brinda un servicio para estudios genéticos del embrión que se llama PGD (o PGS) que permite el Diagnóstico Genético Preimplantacional”, resaltó Ferreiro Paz.