De a poco se normaliza el servicio de agua en Iguazú y Santa Ana

Distintos factores complicaron el abastecimiento del líquido vital en la ciudad de las Catataras. El otro municipio consiguió una nueva bomba.

15/01/2021 09:39

A DOMICILIO. Santa Ana llevó adelante un plan de contingencia y repartió agua en los camiones cisternas en casas que no contaban con el líquido.

Poco a poco se normaliza el servicio de agua potable tanto en la localidad de Puerto Iguazú como en Santa Ana. La ciudad de las Cataratas se había visto afectada por varios factores que complicaron el abastecimiento del líquido vital. En tanto, en Santa Ana se había quemado la bomba, la cual no se estaba consiguiendo en el mercado; pero el miércoles por la tarde noche llegó el equipo al pueblo.

En lo que respecta a Puerto Iguazú desde el Instituto Misionero de Agua y Saneamiento (IMAS) comentaron a PRIMERA EDICIÓN que “cuando estábamos en los 1.100 metros cúbicos en planta vino la tormenta que afectó Foz de Iguazú, Ciudad del Este y Puerto Iguazú y produjo un cortocircuito en la toma de agua”.

Hasta ahora, se estaba trabajando con un trafo y dos bombas; en tanto, los técnicos trabajan para poner en marcha el segundo trafo en conjunto con la tercera bomba.

La planta ya se había visto afectada por la bajante del río Iguazú que se registró en los primeros días del mes. En la actualidad, el río está a ocho metros.

Es así que mientras los técnicos solucionaban el problema del cortocircuito, el miércoles por la noche se produjo un golpe de ariete por los cortes de luz y el sistema no soportó; lo que derivó en la rotura de un caño de 450 milímetros. En horas de la madrugada de ayer lograron desviar el caudal de la toma hacia la planta a través de una cañería secundaria hasta que las reparaciones del caño estén concluidas.

A la vez, las fuentes oficiales indicaron que “se sigue bombeando con un equipo grande y otro más chico. Es decir que el agua se produce, pero no tiene presión para llegar a los lugares altos”.

Consideraron que “para esta noche (por ayer) se estaría normalizando y para media mañana (de hoy) estaríamos llegando a los lugares más alejados. Por lo cual, si no hay contratiempo esta noche (por ayer) estaríamos con 1.100 metros cúbicos en la planta potabilizadora”.

 

Santa Ana

Por su parte, a la localidad de Santa Anta llegó la nueva bomba y ya fue instalada. El intendente local, Pablo Castro señaló a este Diario que “ayer a la tardecita (por el miércoles) llegó la bomba”.

En consecuencia, remarcó que “a la noche ya se puso en funcionamiento la toma y de a poco se está entrando en la normalidad nuevamente”.

Castro deslizó que “a las 4 de la mañana (del jueves) se largó el primer tanque. Estamos muy contentos porque de a poco se va a ir regularizando el servicio”.

Santa Ana estuvo sin el servicio de agua potable al menos unos cinco días debido a que la bomba de impulsión se quemó.

Esto provocó que el 40% del pueblo se quede sin el líquido vital en sus canillas. Ante esta situación, el municipio puso en marcha un plan de contingencia y repartía agua casa por casa con los camiones cisternas y la ayuda de la Policía.