Fábrica de viviendas de madera ejecutará solamente 330 casas

El convenio inicial era por 60 mil, pero el último contrato englobaba a unas 800. Guillermo Fachinello de APICOFOM indicó que “estamos trabajando en un 30%”.

04/04/2020 12:53

Se vuelve a poner en marcha la fábrica de viviendas de madera, aunque el armado de casas será mucho menor a lo estimado tiempo atrás.

El número de viviendas que se está llevando adelante -por el momento- es de unas 330. Además, analizan cómo harán para recibir algunos productos que deben ser importados, como por ejemplo los clavos o en caso de necesitar algún repuesto.

Si bien ayer el Gobierno nacional extendió la lista de actividades exceptuadas de la cuarentena entre las que encuentran las vinculadas con la producción, distribución y comercialización forestal; como así también los aserraderos y fábricas de productos de madera; en Misiones el sector ya había conseguido el permiso para operar previamente.

En conversación con PRIMERA EDICIÓN, el presidente de la Asociación de Productores, Industriales y Comerciantes Forestales de Misiones y NE de Corrientes (APICOFOM), Guillermo Fachinello, dijo que “nosotros ya estamos habilitados a trabajar y empezamos a abrir la fábrica el lunes para ponerla a punto; además para comenzar a recibir productos de los proveedores”. Agregó que “cuesta arrancar de un día para el otro”.

A la vez, indicó que “en este caso fue la Provincia de Misiones la que nos habilitó empezar a trabajar”.

En cuanto a la cantidad de casas, el titular de la asociación explicó que por ahora se harán muy pocas. “Dependemos de lo que manda el Fondo Nacional de la Vivienda (FONAVI). Estamos trabajando en un 30%”, aseveró.

En consecuencia, detalló que “el convenio que hicimos era por 60.000 viviendas, luego firmamos un contrato por 800 y lo estamos ejecutando muy espaciadamente porque estamos con la coparticipación provincial nomás”.

En lo que refiere a los materiales para el armado de las casas, Fachinello aseguró que por ahora hay stock.

Nosotros estamos stockeados, pero el problema será cuando tengamos que importar algún repuesto o insumo; como por ejemplo la línea de clavos que viene de Alemania y estamos viendo cómo lo solucionamos. Pero lo importante es que tenemos todo para trabajar”, deslizó.

Por otro lado, comentó que se está haciendo hincapié es la inclusión de madera en los planes federales. “La idea es que la fábrica trabaje con una programación de al menos un año. Hasta ahora el único cliente que tenemos es el Gobierno de Misiones”, apuntó.

Agregó que “estamos tratando de gestionar en Buenos Aires porque sabemos que hay proyectos para el conurbano. Ver si pueden tener una parte de la casa con maderas”.

A la vez, expuso que “le pedimos al Gobernador que nos ayude a hacer algunas gestiones en Buenos Aires para ver si podemos acceder a algunos planes nuevos o más chicos para no quedar parados”.

Manifestó que “dependemos mucho de la Provincia y de la coparticipación que entendemos que es muy baja”.

En consecuencia, subrayó que “les explicamos que lo que mueve la industria se derrama muy rápido en la sociedad; por eso no queremos algún subsidio sino que pedimos trabajo”.

Además, aclaró que si bien la baja en el armado de casa es importante, “la línea de producción de la fábrica sigue con la misma cantidad de gente”.

 

Mercado interno y bancos

Por otro lado, el presidente de APICOFOM abordó la situación del mercado, sobre todo el interno. Indicó que “no sabemos cuándo se abrirá el mercado. El consumo interno está parado, por lo cual salir de esto no será fácil. Además, en las líneas de producción vamos a tener que cambiar los protocolos de seguridad, se irá trabajando día a día”.

Asimismo, Fachinello advirtió que falta más apoyo por parte de las entidades bancarias. “El actor que creo que no está jugando como debería es el bancario. Realmente nos encontramos con un muro difícil. Nos encontramos con muchas trabas y piden más cosas que antes”, se quejó. Y expuso que “creemos que no están colaborando, no hay voluntad de ayudar a los productores”.

En este punto, enfatizó que es importante que la cadena de pago no se corte y si bien no solicitan que la tasa sea cero, sí requieren que sea acorde a la situación que se está atravesando.

En lo que respecta al pago de sueldos y cómo están los trabajadores del sector, manifestó que “estamos tratando que sigan cobrando sus sueldos. Trabajamos con algunos puntos de los seguros, ART y  los protocolos de seguridad para que vuelvan a trabajar. Será un tema hasta cultural para nosotros para ver cómo nos desenvolvemos”.

En cuanto a las suspensiones que están prohibidas a nivel nacional, detalló que “puntualmente hay algunas chiquitas, pero por cosas cotidianas”.

Y recordó que “estábamos con un mercado interno muy bajo porque el poder adquisitivo también lo era”.

Debido a eso las empresas fueron sobrellevando la situación con algunas exportaciones y el Ahora 12. “También depende de la industria mueblería, pero creo que ahora la gente deja eso para lo último. Por eso, pedimos trabajo”, apuntó.

 

Visto bueno para las medidas

En lo referido a las medidas anunciadas el pasado jueves por el gobernador Oscar Herrera Ahuad; Fachinello reconoció que “el gobernador escuchó los pedidos de los productores forestales. Está muy interiorizado de la realidad que atraviesa nuestro sector”. Aseguró que “la Provincia se puso al lado de los productores forestales”.

Recordó que “en la zona ya se había conseguido la autorización para operar en todo lo relacionado a la línea envases para la parte alimenticia, envases de farmacias, llevar pallets a Estados Unidos y las camas, ya que hay una gran demanda en el país”.

Destacó que un punto importante es que “el Gobierno nos permita el pago del 50% de la factura de luz y que abonemos el resto sin intereses. Somos muy grandes consumidores y al haberse cortado la cadena de pago estamos con serios problemas. Ahora creo que esto va a paliar la situación”.