Polémica: ponen precio a los baños del Shopping

Después de 14 años, empezaron a cobrar en los sanitarios del céntrico paseo comercial. Dispar respuesta de los usuarios.

11/05/2019 13:55

SORPRESA. Ahora para usar los baños se debe abonar un monto fijo.

Indignación de algunos, aceptación de otros, sorpresa para todos. Esas son las sensaciones que se mezclan en el entorno de los sanitarios del Shopping céntrico de Posadas, que desde hace poco más de una semana decidió cobrar por el uso de ese servicio.

Ahora para utilizar los baños, tanto de la planta baja como del primer piso, se debe pagar 10 pesos por persona, una medida inédita en el Posadas Plaza Shopping desde que abriera sus puertas en 2005, convirtiéndose en el primer centro comercial de la capital misionera.

El nuevo “servicio” en el paseo de compras opera de 9 a 15 y de 15 a 21, de lunes a sábados, en dos turnos y los domingos por la tarde, en un solo turno, en idéntico horario de apertura y cierre del predio.

Desde su implementación, la noticia causó una dispar sensación entre los usuarios y hubo voces a favor y en contra que vertieron su parecer ante PRIMERA EDICIÓN, que se acercó al lugar y recogió varios testimonios.

La mayoría de los visitantes no ve con malos ojos el hecho del cobro, sin embargo sí cuestiona el monto fijo que se estableció y que, pese a no ser elevado, sorprendió a muchos porque “en otros baños de Posadas, de Misiones o de cualquier parte del país, sean públicos o privados, uno debe dejar algo de dinero, pero es a voluntad de cada uno, no hay un monto fijo”, tal y como graficó Jorge, empleado de una empresa del interior.

Entre los que se proclamaron en contra, María Luisa (ama de casa posadeña) comentó: “Ahora ya no podemos usar ni el baño del Shopping. Era un paseo habitual que uno hacía cuando venía al centro y el baño era una parada obligada, más que nada de los chicos”.

Consultados sobre el motivo de la medida, desde la administración del Shopping aludieron a “un tema de limpieza y seguridad de dichos espacios, como así también el control y un mejor servicio a los usuarios en forma permanente, con personal apostado en el ingreso al lugar”.

“Hay un servicio tercerizado que limpia en forma constante todo el predio, sin embargo, el vandalismo siempre estuvo a la orden del día, con el robo de papel higiénico, jabón y escrituras en paredes y puertas, entre otros actos desagradables y hasta prohibidos”, argumentaron.