Para algunos municipios el tema “podas” es más importante que para otros

Incluso muchos tienen ordenanzas que pautan las reglas y fechas para esta actividad, como así también los límites entre la obligación del municipio y la del vecino. La recolección es un tema primordial.

08/04/2019 09:48

SAN VICENTE. El vecino debe solicitar autorización municipal para las podas y posterior recolección.

Teniendo en cuenta la importancia de la preservación de las especies arbóreas y también la limpieza, para algunos municipios el tema poda es relevante y para otros no tanto.

En el caso de la Municipalidad de San Vicente, tiene una normativa desde 1993 que regula la existencia de árboles en la ciudad, principalmente en los espacios públicos. Y también habilita a la Secretaría de Obras Públicas y Medio Ambiente a establecer el cronograma de podas, según los tiempos naturales de la planta y de trabajo de esa repartición pública.

En el artículo 3 de la Ordenanza número 15/93 en relación a la poda de árboles dice que “serán ordenadas y diagramadas en forma exclusiva por la dependencia municipal correspondiéndole ordenar la forma, época y oportunidad en que se llevarán a cabo las tareas quedando prohibido a su frentista su realización sin previo asesoramiento y autorización”.

Por su parte es el municipio que se debe encargar del cuidado y el mantenimiento del espécimen que está en los espacios públicos. El mismo artículo 3 de esa ordenanza dice en otro párrafo “la Municipalidad tendrá a su cargo la conservación y el mantenimiento de las especies arbóreas o herbáceas que se encuentren en lugares de su jurisdicción”.

En los lugares privados y en el caso de que se realicen podas se deberá solicitar al ente municipal y recién allí hacer las tareas de cortes. Los mismos ciudadanos deberán asegurarse de mantener limpio el lugar y no dejar residuos en los lugares públicos. El municipio podrá colaborar con el vecino en caso de que éste lo solicite. El cronograma que establece la Secretaría de Obras Públicas es para colaborar con los vecinos para la recolección de los residuos.

La normativa también establece que fuera del cronograma impuesto por el municipio para el corte o poda de árboles, solamente se podrán hacer en casos de que haya un riesgo para el público o bien por una necesidad justificada.

Otro inconveniente que tiene San Vicente es el lugar donde se depositan los residuos. Muchos vecinos toman la decisión de quemar los restos de los árboles y otros lo llevan al predio municipal conocido como “La Cantera” detrás del barrio Hermoso, pero otros lo llevan a baldíos y lo desechan sin consentimiento de los dueños.

Hasta agosto

En el caso de Puerto Iguazú, “se extenderá hasta agosto”, señaló el funcionario municipal Julio Perón, director del área de parquización de la Secretaría de Obras y Servicios Públicos, al referirse al plazo de ejecución de las diferentes etapas de poda de distintas especies de árboles en la ciudad turística.

“Los trabajos de poda se extenderán hasta agosto en todas las especies necesarias. En abril será el turno del barrio Libertad en el plazo de 10 días y luego el sector de las 300 viviendas (Ignacio Abiarú) en todas las veredas que rodean el barrio. También se suman los pedidos aislados de los particulares que solicitan formalmente al municipio”, indicó el funcionario que trabaja con dos camiones, un elevador hidráulico, una máquina retroexcavadora y el recurso humano necesario para las tareas.

Además, Perón indicó que “se podan todas las especies necesarias” y que en pocos días comienzan a desarrollar la segunda vuelta del desmalezamiento “en los 26 establecimientos educativos, comisarías (de la Policía de Misiones) y los CAPS”. Indicó también que “Iguazú es cada vez más grande, es cada vez más difícil realizar estos tipos de trabajos, pero cumplimos con mucho esfuerzo”.

En relación con la poda en lugares con tendido eléctrico, el empleado municipal señaló que la empresa Energía de Misiones (EMSA) podó los árboles con elementos especiales que llegaron desde Posadas porque “cuando lo hacemos nosotros debemos cortar la energía por dos horas”.

Problema por resolver

En Montecarlo trabajan en una ordenanza que regule la actividad de podas, principalmente durante los meses críticos que es cuando muchos vecinos se ocupan de la misma y al no haber un ordenamiento formal, la demanda complejiza el servicio público.

“El problema en Montecarlo no es tanto la poda como la recolección de ramas, y en ese sentido estamos trabajando en un proyecto de ordenanza para ordenar este tema, porque los vecinos durante estos meses críticos empiezan a sacar a la calle las ramas sin ningún ordenamiento. Así que un vecino poda un árbol de su casa hoy y saca las ramas a la calle, la Municipalidad pasa a recoger. Después de unos días poda otro árbol y vuelve a sacar a la calle las ramas, esto hace que a veces los residuos estén largo tiempo en la vereda porque el servicio municipal no logra satisfacer la demanda durante esos dos o tres meses que son los críticos del año”, explicó a PRIMERA EDICIÓN el responsable del área, Carlos Pelinski.

Otro de los temas preocupante en esta comuna, es lo que tiene que ver con los árboles que están bajo las líneas de media tensión.

Este es un tema que tenemos pendiente en el municipio, el mantenimiento de línea de media tensión. Esto si bien es responsabilidad de la Cooperativa de Luz, la Municipalidad ayuda, pero no logramos que se haga la poda como corresponde, si bien hacemos un seguimiento no se está logrando el trabajo correcto. Hay una ley nacional que regula este tema por eso sabemos que está prohibido todo tipo de árboles debajo de las líneas de media y alta tensión, y en Montecarlo hay árboles debajo de las líneas de media tensión, pero no debería, se trata de mantener la poda, pero es un tema pendiente para nosotros, mejorar este aspecto que es grave”, dijo Pelinski.

Organización

En Puerto Rico se está organizando en forma conjunta por parte de la Municipalidad con el INTA, una capacitación para personal municipal, estudiantes en interesados en general. La misma tendrá lugar los días 8 y 9 de abril con una parte teórica y otra práctica en las instalaciones del INTA, sobre avenida 9 de Julio de la localidad, con entrada libre y gratuita.

La misma se da en el marco de un plan municipal que consiste en un cronograma de poda que recorrerá todos los barrios durante tres meses. Así lo contó a este Diario el jefe del INTA zonal, Miguel Correa.

“La capacitación en poda de arbolado urbano, consiste en dos jornadas principalmente destinadas a empleados municipales de toda la zona, y en el caso de Puerto Rico, la Municipalidad organizó un cronograma de poda que se extiende por aproximadamente tres meses, y de esta manera los operarios se van a capacitar en las distintas especies y estructuras de trabajo por planta, por eso primero se debe asistir a un teórico y luego a una parte práctica”, explicó.

La capacitación estará a cargo del ingeniero Valentín Kurtz y se dictará el 8 de abril a las 19 la parte teórica y el 9 de abril de 8 a 12 la parte práctica, en la sede local del INTA.