deportista
22 julio, 2021
Estas son, desde hace algunos años, las prioridades en la vida de esta profesional médica, que tuvo que someterse a dos grandes intervenciones quirúrgicas por un tumor (oligodendroglioma) propio del cerebro. En la primera ocasión, sufrió alteraciones en el habla. En la segunda oportunidad, fue aún peor. Quedó hemipléjica, y debió depender de los suyos, absolutamente para todo. Gracias su fuerza de voluntad y al apoyo recibido, pudo volver a disfrutar de todas sus pasiones, con mayor intensidad. “Tuve que pasar dos veces por lo mismo para hacer click pero lo primordial era mi salud y mi hijo Bruno. Ahora no planifico a largo plazo porque me quedó el miedo de no estar mañana”, reflexionó.