Seúl desestimó versiones sobre la salud de Kim Jong-un

El gobierno de Corea del Sur aseguró este martes que no detectó “actividad inusual” en Corea del Norte, luego de informaciones de prensa no confirmadas según las cuales el líder norcoreano, Kim Jong-un, estaba grave tras una complicación quirúrgica. Mientras, Estados Unidos dijo que seguía “muy de cerca” esas versiones.

22/04/2020 10:04

kim Jong un

La noticia sumó temor a una aguda inestabilidad política en el país comunista, que posee un arsenal de armas atómicas con el que amenazó con atacar a Estados Unidos en medio de estancadas negociaciones nucleares con el presidente estadounidense, Donald Trump.

Estamos siguiendo esas informaciones muy de cerca”, dijo esta tarde el asesor de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Robert O’Brien, a la televisora Fox.

El funcionario de la Casa Blanca aseguró que a pesar de la crisis causada por la pandemia de coronavirus, Washington seguía teniendo el “ojo atento a los eventos que ocurren en Corea del Norte, así como en otras partes del mundo”, según recogió la agencia de noticias EFE.

Más temprano, en un mensaje de texto remitido a los medios, el vocero presidencial surcoreano, Kang Min-seok, aseguró que no hay “nada que confirmar” acerca de esas informaciones y que las autoridades sureñas no detectaron nada fuera de lo normal al otro lado de la frontera con Corea del Norte.

La desmentida llegó luego de que el diario surcoreano Daily NK afirmara anoche que Kim Jong-un, cuya edad se estima en 36 o 37 años, se había sometido recientemente a un operación cardíaca, al parecer, como consecuencia del “tabaquismo, la obesidad y el sobreesfuerzo”.

Poco después, la televisora estadounidense CNN dijo que el gobierno de Estados Unidos trataba de confirmar informaciones de que Kim estaba en “grave peligro después de una cirugía”.

No es la primera vez que se especula con el estado de salud de los líderes del régimen norcoreano ante el tradicional secretismo que rodea a la familia Kim.

En 2014, Kim no apareció en público durante unos 40 días, generando todo tipo de conjeturas antes de reaparecer con una renguera, tras lo cual la inteligencia surcoreana aseguró que se había operado un tobillo.

Las versiones periodísticas llegaron luego de tres ausencias notables de Kim en diferentes eventos de peso, empezando por la sesión de la Asamblea Popular Suprema (Parlamento) que se celebró -sin explicación- con dos días de retraso, el 12 de abril, y sin que el líder norcoreano estuviera presente.

Los medios del hermético país comunista tampoco hablaron de su presencia en un ensayo armamentístico que se llevó a cabo el 14 de abril y ante todo no mostró a Kim participando en la tradicional visita al mausoleo donde reposan los restos de su abuelo, Kim Il-sung, el 15 de abril.

Medios estatales norcoreanos dijeron desde entonces que Kim Jong-un saludó a los presidentes de Siria, Bashar Al Assad, y de Cuba, Miguel Díaz-Canel. Mientras que los medios surcoreanos afirmaron que se encontraría en estos momentos fuera de la capital, cerca de Wonsan,en la costa oriental.

Los rumores coinciden con la pandemia de coronavirus. Aunque el régimen norcorano insiste en que no detectó ni un solo caso de Covid-19 en su territorio, muchos expertos creen que pudo propagarse por el país debido, por ejemplo, a su escasa capacidad para testar a sus ciudadanos.

Fuente: Agencia de NoticiasTélam