Aduanas secuestró en Puerto Iguazú millonario embarque de “oferta especial”

Dos ciudadanos paraguayos fueron detenidos en el puente Tancredo Neves mientras transportaban 53 kilogramos de cocaína de máxima pureza en un suntuoso BMW acondicionados dentro de zócalos originales de la automotriz alemana. El automóvil habría partido desde Ciudad del Este y tenía como destino presunto llegar hasta suelo uruguayo.

15/12/2019 11:52

NUEVOS Y ORIGINALES. Los zócalos acondicionados con la droga adentro.

“Oferta especial”, cada paquete, 54 en total, tenía impreso a modo de presentación y de certificación de origen esta frase, la que garantiza la pureza de la cocaína y la organización a la que pertenece.

El golpe al tráfico de estupefacientes se registró el viernes al caer la noche y fue dado por los agentes aduaneros en el puesto de control del puente internacional “Tancredo Neves”. Poco más de 53 kilogramos de clorhidrato de cocaína fueron descubiertos en un flamante BMW en el que se desplazaban dos ciudadanos paraguayos con presunta residencia en Ciudad del Este.

El embarque estimado en 144 millones de pesos, sin calcular la ganancia total si la droga llega a Europa, causó gran sorpresa a los funcionarios de Aduanas apostados en la cabecera argentina del viaducto que un Puerto Iguazú con Foz de Iguazú. La labor de acondicionamiento del estupefaciente fue “impecable, como de fábrica”, con materiales y repuestos originales de los automóviles de la firma alemana fueron reemplazados los zócalos pero cargados con los ladrillos de cocaína.

La soldadura y pintura de cada parte del suntuoso automóvil era de tanta precisión y prolijidad que a la vista de los inspectores no llamaba la atención.

Sin embargo, el vehículo fue escaneado por un equipo fijo de rayos y la sospecha y labor de los sabuesos dio resultado positivo.

ANTES DEL “CORTE”. El BMW fue escaneado por los funcionarios de la DGA.

El BMW no valía millones sólo por su versatilidad, seguridad y demás virtudes conocidas, valía muchísimo más porque en las arterias de su carrocería se escondían poco más de medio centenar de panes de la droga.

La labor de requisa de los aduaneros fue profunda y necesitaron varias horas y herramientas neumáticas para cortar y abrir cada tramo donde el escáner reflejó la presencia de elementos extraños.

A la par se dio intervención de las actuaciones al Juzgado Federal de Eldorado, a cargo de Miguel Ángel Guerrero, que ordenó la detención de los dos paraguayos, el secuestro de celulares y documentación.

Según fuentes consultadas por PRIMERA EDICIÓN el automóvil tenía como destino suelo uruguayo, una de las salidas de esta droga al mercado de consumo europeo, donde el valor hasta se quintuplica.

Las mismas fuentes remarcaron que el miércoles 8 de mayo de este año en paso fronterizo de Corpus, agentes de Aduanas descubrieron otro vehículo de alta gama con la misma modalidad de acondicionamiento de cocaína de máxima pureza y utilizando la misma ruta hacia Uruguay. Dentro de compartimentos de un Mercedes Benz hallaron 89,850 kilogramos.