Cada vez menos argentinos se identifican con la religión católica

La Segunda Encuesta Nacional sobre Creencias y Actitudes Religiosas en Argentina, realizada por investigadores del CONICET, refleja cómo varió el vínculo de los argentinos con la religión durante la última década. También muestra los cambios de posición en temas como el aborto y la familia.

19/11/2019 21:10

A once años de la primera Encuesta Nacional de Creencias y Actitudes Religiosas, los primeros datos que se observan en la segunda son que “el catolicismo disminuye aunque conserva una mayoría atenuada del 62,9%, mientras que las personas sin religión ascendieron al 18,9% y los evangélicos al 15,3%”.  

Observando el panorama por regiones o niveles educativos, en el primer caso el NOA sobresale como la región más católica, mientras que en AMBA y la Patagonia se registra la mayor proporción de personas sin religión y en el NEA el porcentaje de evangélicos supera al del resto del país. En cuanto a lo educativo, los evangélicos predominan en los niveles más bajos, mientras que a medida que éste crece, mayor es la proporción de personas sin religión. 

La elección de un Papa argentino no modificó significativamente la vida religiosa de la sociedad y el cuentapropismo se consolida en el campo religioso: las personas prefieren relacionarse con Dios sin intermediaciones, registrándose una caída en la asistencia semanal al culto.

Con respecto al aborto, entre 2008 y 2019 se duplicó la proporción de quienes afirman que es un derecho de la mujer y la mayoría considera que debiera estar permitido en algunas circunstancias. Quienes más se oponen son los evangélicos y quienes más están a favor son las personas sin religión.

Las concepciones patriarcales sobre la familia y los roles de las mujeres y los varones en el hogar son cuestionadas por la mayoría de los argentinos, destacándose el modelo patriarcal entre los evangélicos; mientras que tanto los católicos como aquellos sin religión manifiestan mayores niveles de aceptación a la diversidad familiar y el matrimonio igualitario.

Un punto que se torna un desafío para los Derechos Humanos es la postura frente al control migratorio y la pena de muerte para delitos graves dado que la mitad de la población se manifiesta a favor de ésta y siete de cada diez reclaman controles migratorios más estrictos. ¿Quiénes se muestran más contrarios a la pena de muerte? Los evangélicos.

Finalmente, en el tema Estado-Religiones, la mayoría de la sociedad argentina considera que el Estado no debe financiar a las confesiones religiosas, rechaza la enseñanza confesional en la escuela pública y objeta el sostenimiento exclusivo a la Iglesia Católica.

A pesar de todos los datos aportados, un detalle a tener en cuenta es que “alrededor de un cuarto de la población interactúa cotidianamente en espacios religiosos sin que otro espacio político, social, cultural o actividad local compita. Por eso, a no olvidar, las religiones siguen siendo importantes comunidades de interpretación en un mundo de incertidumbres y actores socio religiosos significativos en el territorio y en la vida política y cultural de nuestro país”.

II Encuesta-Conicet-En-que-creen-los-argentinos