África infinita: hoy, Namibia

Su nombre se traduce como “vasto lugar”, un apodo sutilmente característico, ya que Namibia es uno de los destinos más concurridos de África. Su exuberante paisaje desértico, sus mágicas sabanas y su vida salvaje natural, han hecho de éste, uno de los destinos líderes de safari en el sublime continente africano.

21/10/2018 13:19

Namib. Uno de los desiertos más antiguos del mundo, nadie sabe con exactitud qué edad tiene, los científicos han identificado que sus arenas rojizas e iridiscentes han existido durante más de un millón de años. Es dueño de las dunas más altas del planeta.

Namibia toma muy enserio el tema de la conservación. De hecho, más del 40% del país está bajo esta gestión, fue el primer país africano en incorporar la protección del medio ambiente en su constitución.

Costa de los Esqueletos. Trampa mortal para los barcos, las playas conservan restos de naufragios. Los nativos llamaban al lugar la tierra que creó la ira de Dios. Los marinos, las puertas del infierno.

Poseedor de las dunas más altas del planeta y de la sabana por la que se mueven aún tribus singulares, como los himba, y vive buena parte de la fauna africana, incluidos sus grandes mamíferos, Namibia ofrece numerosos destinos para visitar, aquí van algunos:

• Parque nacional Etosha: en sus 22.000 km2, viven 114 especies de mamíferos, entre ellos la mayor población de rinocerontes negros y de guepardos de África.

• Sossusvlei: este valle está salpicado de enormes dunas entremezcladas con lagos secos. Trepar a lo alto de estos gigantes es una experiencia única.

• Cape Cross: situado en la costa central, a unos 120 kilómetros al norte de Swakopmund, alberga la mayor colonia del mundo de lobos marinos. Durante la época de cría (diciembre) se pueden llegar a reunir más de 100.000 ejemplares.

• Costa de los Esqueletos: densas brumas, bancos de arenas que cambian constantemente y fuerte oleaje la convirtieron en cementerio de numerosos naufragios cuyos restos permanecen como advertencia del peligro.

• Cañón natural de Sesriem: excavado por la erosión del río Tsauchab sobre roca granítica. Refugio de muchos animales en las horas de más calor y uno de los pocos lugares del Namib donde hay agua todo el año.

Las actividades que se puede realizar son numerosas y la belleza para admirar y sorprenderse, infinita.

Con este pequeño pantallazo tratamos de mostrar algo que es prácticamente infinito e imperdible si tiene la posibilidad de conocerlo, no la desperdicie.

Swakopmund es la ciudad costera más grande de Namibia. Ubicada junto al mar muestra sus orígenes alemanes con una arquitectura colonial de estilo europeo. Paseos en moto o sandboard en las dunas, restaurantes frente al mar, infinito universo de posibilidades.