Apuestan a la concientización para erradicar el HLB en Misiones

En la provincia se realizan trabajos continuos de monitoreo intensivo, a fin de detectar de manera temprana la enfermedad que afecta a los cítricos.

31/03/2019 15:48

El Huanglongbing (HLB) es considerado mundialmente como la enfermedad más destructiva de los cítricos y para la cual, hasta el momento, no existe cura posible. En Misiones la plaga ingresó en el año 2012 por la localidad de Andresito, extendiéndose por la ruta 12 hacia en distintos puntos de la provincia, hasta llegar incluso a la Zona Sur y en el límite con Corrientes.

Asimismo, desde el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) informaron que se detectó la presencia de un insecto vector de la plaga por primera vez en la provincia.

A partir de esto, se llevan adelante trabajos continuos de monitoreos intensivos a fin de detectar de manera temprana la presencia de esta enfermedad y evitar su dispersión.

“Es un gran problema porque no tiene cura, actualmente en el mundo se está investigando pero no hay una receta para controlarla, más que con la erradicación y concientización”, explicó el ingeniero agrónomo, Yaco Mazal. Señaló que el año pasado “se detectaron casos positivo en Ituzaingó, Rosario y Entre Ríos”. “Nos reunimos constantemente con los distintos organismos para frenar la actividad. Se cambió el enfoque y ahora es una plaga cuarentenaria bajo control oficial de SENASA, a partir de eso se reestructuro el programa nacional del HLB”, detalló.

Mazal manifestó que “para prevenir la plaga se recomienda trabajar con plantas certificadas en el proceso de plantaciones comerciales y para la agricultura familiar”. “Se deben adquirir plantines certificados. En la provincia hemos financiado viveros cítricos en la Zona Norte, cerca de los primeros focos de la enfermedad”, señaló Mazal.

Por último, contó que mediante este plan, por la entrega de los plantines certificados se le cobra al productor una parte en efectivo y otra parte con plantas a un valor de referencia. “Posteriormente estas son donadas a las escuelas y comunidades aborígenes, donde se realizaban charlas para abordar la problemática por el uso de plantines certificados de manera integral”, precisó.

La enfermedad es provocada por bacterias y afecta diversas especies de plantas del género Citrus como el limón, naranja y mandarina.
Detectado originalmente en China, el HLB se ha expandido por la mayoría de los países citrícolas de Asia, África y América. En los últimos 6 años ha mostrado un preocupante avance sobre nuestro continente (Brasil, Estados Unidos, Cuba, México, Belice, Nicaragua, Honduras y República Dominicana), provocando una pérdida importante en la producción en poco tiempo. Se propaga rápidamente y todas las variedades cítricas comerciales son susceptibles de su afección. Hasta el momento, no se conocen métodos efectivos para su control.

El HLB no afecta la salud humana. Dichos hongos, bacterias o virus causan enfermedades sólo en las plantas, sean estas silvestres o cultivadas, y no son transmisibles al hombre.

 

 

¿Cómo se transmite?

El HLB es una enfermedad producida por la bacteria Candidatus Liberibacter spp, que afecta a todos los cítricos y a algunas plantas ornamentales.

Se propaga, solamente, a través de yemas de plantas infectadas e insectos vectores que se alimentan y reproducen en hojas y brotes. Las plantas jóvenes infectadas no llegan a producir y las adultas pasan a ser improductivos entre los 2 a 5 años.