Menor golpeó a una mujer tras un intento de robo y casi lo lincharon

Una mujer de 53 años terminó lesionada en distintas partes del cuerpo tras ser garroteada por un menor, quien momentos antes fue acusado de intentar robar un matafuegos de un vehículo, señaló la Policía. Ocurrió en Alem.

28/06/2019 08:43

DEMORADO. El menor, tras ser retenido por vecinos, fue apresado.

El sospechoso, de 15 años, casi fue linchado por vecinos, pero la llegada del personal del Comando Radioeléctrico local evitó lo peor. Finamente fue demorado.

Los uniformados fueron notificados del caso ayer a las 13.30 a través de una llamada al 911, alertando de la presencia de un individuo demorado por vecinos, en virtud de que momentos antes habría cometido un hecho delictivo.

Una vez en la escena, ubicada sobre la calle Ucrania de Leandro N. Alem (barrio Janssen), los efectivos establecieron que todo comenzó cuando una mujer alertó a los vecinos de la zona de la presencia de un desconocido que estaba robando en el barrio. Al parecer y según las denuncias de los lugareños intentó sustraer un extintor de una camioneta e ingresar a un domicilio.

La misma vecina que estaba advirtiendo del hecho comenzó a correr al presunto ladrón, quien en determinado momento y según testimonios tomó un trozo de madera, con el cual lesionó a la mujer, indicó un vocero del caso.

Luego de la agresión, el acusado se introdujo en una propiedad privada para ocultarse, pero esta circunstancia fue observada por un grupo de vecinos, quienes lo capturaron y le propinaron golpes de puño y patadas.

La llegada de efectivos de la División Comando Radioeléctrico de esa ciudad evitó que un grupo de enfurecidas personas lo lincharan. Tras ser identificado y demorado, el adolescente expresó amenazas de muerte a algunos vecinos del lugar, agregó la misma fuente.

Posteriormente la víctima fue examinada por un médico de turno, quien diagnosticó que presentaba “excoriaciones múltiples en zona abdominal, muslo y pierna derecha. Con un tiempo probable de curación de unos 15 días, de no mediar complicaciones”.

Por orden judicial el menor fue entregado a sus progenitores para guarda y cuidado.