Horror en Posadas: hallan a joven de 22 años muerta dentro de una heladera

Natalia Samaniego (22) fue hallada sin vida dentro de una heladera. La habría asesinado su pareja de 24 años, quien intentó suicidarse.

10/09/2018 22:09


El tradicional barrio Papini se sacudió anoche pasadas las 20 con el macabro hallazgo de una joven de 22 años sin vida, envuelta en una frazada y en estado de putrefacción en una heladera.

La conmoción se produjo en un departamento de la avenida Santa Catalina al 2500 (casi López y Planes) a metros del club Huracán, cuando el encargado de las viviendas de alquiler llamó a la policía porque de una de las viviendas se percibía olor nauseabundo como de carne en descomposición y al observar por una hendija de la cortina de una ventana observó un pie descalzo que le hizo sospechar un desenlace patético.

Con la llegada de un patrullero el inmueble fue abierto y se encontró tendido en el piso e inconsciente a un joven de 24 años, a pocos centímetros dos tabletas de psicofármacos y bebidas alcohólicas.

De inmediato se solicitó la asistencia de una ambulancia de la Red de Traslado del Hospital Madariaga y se trasladó al muchacho.

El acto siguiente fue desgarrador, al requisarse la heladera se encontró adentro un bulto envuelto en una frazada. Era el cadáver en descomposición avanzada de una joven que fue identificada preliminarmente como Natalia Samaniego de 22 años, concubina del herido que recuperaba el conocimiento en el hospital central en el mismo instante.

El estado de putrefacción del cadáver impidió observar lesiones de arma alguna, o víctima de un ataque a golpes o estrangulamiento. Lo que sí desató el pavor de los primeros peritos e investigadores que acompañaron al juez de Instrucción 1, Marcelo Cardozo, fue el hallazgo de una misiva labrada por el presunto homicida: “Lucifer te entrego mi cuerpo para salvar el alma y corazón de Natalia”. El escrito estaba firmado por el joven de 24 años que habría intentado quitarse la vida. Para sellar el supuesto ritual satánico, agregó con sangre sus iniciales.

De acuerdo a fuentes de PRIMERA EDICIÓN, el presunto autor de un homicidio y la víctima, llevaba poco más de diez días viviendo en ese lugar.

Él habría adelantado que consiguió empleo en un geriátrico de Posadas, y que además aumentaba sus ingresos como tatuador.

El cuerpo fue enviado a la Morgue Judicial para autopsia. En tanto la SAIC y Dirección de Homicidios investigan lo sucedido.