Desbaratan banda por presunta venta de crack en Puerto IguazÁ?º

la investigacion comenzo hace dos meses

07/10/2007 00:00

PUERTO IGUAZU. Personal del Escuadrón 13 de Gendarmería Nacional, con jurisdicción en esta localidad, desbarató una banda dedicada a la presunta venta de crack, una droga de las denominadas “pesadas” y derivada de la cocaína, revelaron fuentes de esa fuerza federal. En el marco de la investigación, iniciada hace dos meses, con filmaciones y seguimientos incluidos, fueron detenidas cuatro personas, entre ellos una mujer (todos de nacionalidad argentina), además fueron decomisados un total de 33 dosis del citado estupefaciente y un arma de fuego, entre otros elementos, añadió la misma fuente. El allanamiento que derivó en las incautaciones y en el arresto de los sospechosos se concretó en el barrio Libertad de esa turística ciudad, entre las 23 del viernes y las 8 de ayer. Los uniformados, pertenecientes al Grupo de Operaciones e Investigaciones Policiales (GOIP), irrumpieron, orden judicial mediante, en una vivienda situada en el citado barrio. En primer lugar los gendarmes procedieron a identificar y arrestar al dueño de casa, quien tenía en su poder un revólver calibre 38 (no opuso resistencia al momento de ser aprehendido). El individuo registraría antecedentes por robo agravado, revelaron las fuentes. Posteriormente fueron detenidos los demás sospechosos. Forma de pago y filmaciones Al requisar el domicilio donde presuntamente operaba la banda, los uniformados encontraron las 33 dosis de crack y secuestraron una gran cantidad de teléfonos celulares y DVD, que según los pesquisas serían robados. Estos elementos al parecer eran recibidos por los sospechosos como forma de pago por la droga, confiaron voceros de Gendarmería. Desde esa fuerza federal además agregaron que la investigación se realizaba hace dos meses y que el allanamiento se realizó en momentos en que aparentemente se efectuaba una comercialización de estupefacientes. En ese sentido, los investigadores no habrían dejado nada librado al azar, ya que informaron que en la causa existen filmaciones y seguimientos previos cuyos resultados y registros serán remitidos al Juzgado Federal de Eldorado, que interviene por jurisdicción. El caso fue caratulado en forma preventiva como “comercialización de estupefaciente y tenencia de arma de guerra”.