Vecinos de FÁ?¡tima quieren frenar la inseguridad

AYER INHUMARON LOS RESTOS de GONZalez

02/10/2007 00:00

<p align="justify">GARUPA. Tras el asesinato de Héctor González (24) los vecinos del barrio Nuevo Fátima se reunieron anoche frente al hospital a fin de analizar los pasos a seguir, víctimas de numerosos casos de violencia que diariamente azotan a los habitantes de este complejo habitacional.  Están “indignados y preocupados” porque el caso de González, asesinado el domingo a la madrugada de una certera puñalada en el pecho, no es el primero. </p><p align="justify">Una de las vecinas que encabezó el encuentro -que se realizaba al cierre de la edición- manifestó que es “para el bien del barrio y para el bien de todos”. Añadió que “lo lamentable es que nadie te devuelve la vida. Hace dos años que estamos acá y la convivencia es cada vez peor como lo es el avance de las drogas, los robos, las violaciones. Hay gente de muchos barrios que no conocemos que viene a amedrentar con cadenas, con machetes, con destornilladores, cuchillos”. “Es un desastre. Hay muchos chicos adolescentes y estamos realmente indignados y muy preocupados”, reiteró.</p><p align="justify">Indicó que luego de recibir el puntazo el joven llegó a caminar varias cuadras pero que no murió en la calle sino que se lo trasladó al hospital de Fátima y falleció cuando era derivado al Madariaga. “Llamamos reiteradamente a la policía para que venga a asistir al muchacho porque no había cómo llevarlo. Tenemos que evitar que se junten en las esquinas todos los días, que tomen, porque eso incita a la violencia. La gente tiene que trabajar y ellos molestan, tiran piedras, rompen”, acotó.</p><p align="justify">Los familiares contaron que González, que era padre de un niño de apenas cuatro meses, estaba reunido en la casa de su cuñada y que la pelea se produjo en las inmediaciones de la avenida Juan Pablo II y José Serrano. “A mi hijo lo insultaron y vino un hombre y lo atacó en el lado izquierdo del pecho. Una vecina vino a golpear mi puerta a las 2.30 para avisarme lo ocurrido”, dijo María Rosa, la mamá del fallecido, sin ocultar su dolor.</p>