Sigue la tregua en el deliberativo

22/09/2007 00:00

POSADAS. La demora del presidente Jorge Benigno Gómez en cumplir con algunas promesas hechas al personal del Concejo Deliberante local viene creando malestar. Una mediación de último minuto logró una tregua de una semana para la concreción de una asamblea de empleados en la que se adoptarían medidas tendientes a forzar el cumplimiento de los reclamos.Dos son los puntos cuya decisión viene demorando el titular de la corporación y que los agentes de esa casa esperan desde hace meses.  La incorporación al básico del aumento del 19% otorgado “en negro” en el presupuesto de este año y la recategorización de los empleados más antiguos, dejados de lado por las administraciones anteriores.Si bien no estaría totalmente roto el diálogo entre los delegados laborales y el titular del cuerpo, el punto muerto (impasse) al que se llegó distanció las posiciones al punto de plantearse la realización de la asamblea el miércoles último.  La oportuna mediación de un edil del interbloque evitó el quiebre, abriéndose una tregua que concluirá a mediados de semana.Gómez ya habría decidido favorablemente en cuanto a las recategorizaciones, pero le resultaría más difícil cumplir con la incorporación al básico del aumento pagado desde enero.