Con mucho pÁ?ºblico, cerrÁ?³ la Fiesta del Inmigrante

AYER CULMINO LA XXVIII EDICION

17/09/2007 00:00

OBERA. Trajes, danzas, costumbres y otros rasgos típicos de distintos países del mundo, que confluyen y están representados en el Parque de las Naciones de esta ciudad y son los protagonistas de la Fiesta Nacional del Inmigrante, se despidieron hasta el año que viene. En un año, a principios de septiembre, volverá el colorido, momentos de emoción y recuerdos en el marco de este encuentro ecuménico que trasciende fronteras.En un día a puro sol, muchas familias eligieron ayer almorzar en alguna casa típica del Parque de las Naciones para despedir la XXVIII edición de la Fiesta Nacional del Inmigrante, que en la víspera llegó a su fin. Durante 11 días, el evento reunió a una multitud con la presentación de artistas de primer nivel y la elección de la reina, por ejemplo, entre otros momentos inolvidables.Despedida a todo colorAyer, la despedida fue con actividades durante todo el día en el Parque de las Naciones. La tarde estuvo dedicada a los niños con la actuación de la Murga del Monte y los ballets de las colectividades. Como ocurre tradicionalmente, y esta vez el clima acompañó, el predio estuvo lleno de gente en el último día de la fiesta.Si bien la lluvia del viernes influyó en la asistencia de público durante la actuación de María Marta Serra Lima, todo indicaba que la noche del sábado se iba a presentar igual ya que se registraron precipitaciones durante casi toda la tarde, pero no fue así. Las condiciones climáticas mejoraron y mucho público fue al parque para disfrutar de los espectáculos previstos para esa jornada. De igual forma, pese al mal tiempo de la tarde del sábado, la gente empezó a visitar el parque para recorrer la feria comercial y hacer compras. Por la noche, tanto en el sector de la exposición comercial como la artesanal ocurrió lo mismo.El salón de espectáculos estuvo colmado para presenciar la actuación de los números artísticos. Aplausos, risas y mucha ovación fue el clima que rodeó la actuación del dúo de humoristas Los Cumpas. No faltaron las danzas típicas con los ballets de las colectividades, además del folklorista Jorge Paiva.A la media noche, Los Cuatro de Córdoba subieron al escenario para desplegar toda su experiencia con la música folklórica, así se llevaron el cariño del público. El cierre estuvo a cargo del  grupo Amboé, que hizo mover a todos y despertó muchos aplausos con su particular estilo de música regional.Ahora, vendrá la etapa de evaluaciones, tanto desde la comisión organizadora  como de las distintas colectividades. Aunque, en un primer balance observaron que finalizó con un saldo positivo. En el caso de los expositores se escucharon opiniones dispares, en algunos casos las ventas fueron iguales o un poco superiores al año pasado.