IMUSA
13 febrero, 2019
Detectaron que muchos llegaban de otros municipios, incluso de Encarnación (Paraguay) para los tratamientos. Hay que presentar DNI y acreditar el domicilio. Las instalaciones están desbordadas e impulsan más campañas de tenencia responsable