El Zaimán
19 julio, 2019
La ocasión hace al ladrón, reza el viejo refrán y en este caso no hubo ni siquiera un rasgo de humanidad. Mientras un motociclista se encontraba tirado en el asfalto tras un siniestro vial, un hombre aprovechó para meterle la mano en los bolsillos e intentar robarle sus pertenencias, pero terminó preso.