Exitoso Avant Premiere de Cara Sucia en la Experiencia Co-Cine Entre Fronteras

Hubo propuestas de gastronomía, cine y contó con presencia de artistas de renombre. El encuentro que se realiza en el Parque del Conocimiento, continúa hoy y finaliza el domingo.

20/04/2019 17:24

El artista uruguayo Rubén Rada cantó y tocó junto a los Grillitos Sinfónicos.

Con el predio del Cine Imax del Parque del Conocimiento, colmado de público, se inició este jueves la Experiencia Co-Cine Entre Fronteras -que concluye el domingo- con la avant premier “Cara Sucia, con la Magia de la Naturaleza”, la nueva película del director misionero Gastón Gularte.
La primera de Misiones que combina el “live action” (acción actoral en vivo) con la animación, que tendrá su estreno comercial en todo el país durante las vacaciones de invierno.

Antes de la proyección, los Grillitos Sinfónicos cantaron con el músico uruguayo Rubén Rada, canciones compuestas por Osvaldo de la Fuente especialmente para la película, donde además “el Negro” integra el elenco como actor de doblaje, poniéndole voz a uno de los personajes animados y a las canciones del filme.

Propuesta que vincula la gastronomía y el cine

Ante una sala llena, el presidente del Instituto de Artes Audiovisuales de Misiones (IAAviM), Axel Monsú dio la bienvenida a todos y todas que se convocaron a ver el filme.

“Es un momento muy especial por el orgullo de brindar el avant premier de “Cara Sucia” y por ser la primera vez en nuestra provincia, que una propuesta vincula y potencia la gastronomía y el cine en un espacio interdisciplinario. La misma surge como una iniciativa del gobernador Hugo Passalacqua, quien observó, que tanto el sector audiovisual como el gastronómico teníamos un norte trabajando en tender vínculos con Euskadi, el País Vasco y con los países limítrofes, y partir de allí se cumplió esta propuesta en el IMAX Del Conocimiento, organizado por el Gobierno de la Provincia de Misiones, el IAAvIM, el Programa Cocina Misionera, y por el Parque del Conocimiento, con el objetivo de que esta sea la primera edición de muchas otras que vendrán”.

Agradeció a todos y a todas las realizadores, al público, a las autoridades de Brasil, de Paraguay, de Euskadi, que “nos acompañan y sólo queda disfrutar de estos cuatro días, con sabores, películas y territorios atravesados por un concepto de soberanía cultural y alimentaria”, afirmó Monsú.

Presencias destacadas

En una sala colmada de artistas posadeños, misioneros y de la región, ya que la obra es cien por ciento regional, estuvieron presentes las actrices, Isabella Caminos Bragatto (protagonista), y los actores Matías de Jesús, Karen Slabcow, Vladimir Krauczuk, que hace unos ocho años conformaron un equipo de niños y niñas que se sumaron a un gran elenco de artistas de Misiones, nacionales e internacional como Laura Novoa, Gustavo Garzón, la española Ana Fernández, y el paraguayo Jesús Pérez Echanique, presente en la sala. Además de la diseñadora de indumentaria Miuki Madelaire, responsable del vestuario de Cara Sucia, y Ana Ivanova, Ana Brun, Telmo Esnal, Beto Rodríguez y Hebe Duarte.

Tertulias, cocina y cine

Luego de la película se dio paso a la tertulia, en la que el chef mánager, Julio Salina, junto a Juan Martín Pace, directores y equipo de la película degustaron el menú “Cara Sucia” inspirado en la biodiversidad.

Precisamente, sobre el concepto de soberanía cultural y alimentaria que atraviesa el Co-Cine es que el programa provincial “Comí” diseño un menú de cuatro pasos gastronómicos para cada película.

El Chef Pace inspirándose en Cara Sucia utilizó pacú, maracuyá y bambú y frutas de estación. “Hicimos un nugget (bocaditos) crocante de bambú, porque es un fruto al que no hay que talarlo ni cortarlo para que siga produciendo alimento, entonces además de ser ícono de la soberanía alimentaria lo es de la biodiversidad en la provincia, se cosecha una vez al año en septiembre u octubre, y se cocina y se envasa en conservas”, explicó el chef autor del plato, que el público pudo degustar, junto con los tragos preparados por Matías Fracticelli, que buscó interpelar lo que sintió al ver la película.

A ese bambú lo cortó, empanó, fritó y armó un nugget, que es como “una papa frita misionera”, porque al ser una película dedicada a los niños la idea fue hacerlo más amigable para ellos. “También le pusimos ají y unos brotes de alfalfa con una barbacoa de grosellas, que es una flor típica de la provincia y está en temporada. La idea era hacerlo desde el envase, como un conito de hojas de banano para que después que la gente termine de degustarlo, lo deposite en un canasto y al tiempo se transformará en abono, así se completa el ciclo de toda la producción alimentaria. Además del postre helado de palta.

Pace destacó que todos los productos fueron comprados en ferias francas, respetando al pequeño productor, esa fue la idea, darle un valor agregado al productor para que sea más conocido, aumente la demanda y se beneficien todos.