La histórica planta de asfalto de Puerto Rico está parada

Allí solía producirse material para obras viales no solo en la ciudad, sino en toda la región. Ediles pidieron informes para saber qué ocurrió.

09/01/2019 22:41

“Tiene problemas, pero funciona”, aseguró Carlos Koth, quien se pregunta por qué no se usa la histórica planta (Foto: gentileza S.López)

Vecinos de Puerto Rico lamentaron la situación por la que está atravesando la histórica planta de asfalto del municipio, que, luego de ocupar un rol importante con la producción de asfalto para obras viales, tanto en la propia Capital de la Industria como en toda la región, ahora se encontraría fuera de uso y su predio está siendo usado virtualmente como “basurero”, según denunciaron vecinos a PRIMERA EDICIÓN.

La planta de asfalto fue siempre uno de los orgullos de la localidad, pero en los últimos años prácticamente no se la ha usado.

Desde el Concejo Deliberante se presentaron pedidos de informes para saber la situación de las instalaciones, pero nunca fueron respondidos por el Ejecutivo.

“La verdad es que no entiendo cuál es el motivo por el que no se usa la planta: tiene problemas, pero funciona. Tampoco entiendo el criterio político, porque se podría generar asfalto hasta para otros municipios y conseguir recursos”, apuntó al respecto el edil Carlos Koth (Frente Renovador), quien presentó varios pedidos de informes que nunca recibieron respuesta.

“Ahora se está usando el lugar como basurero, así que no entiendo lo que está haciendo el Ejecutivo con esta planta que históricamente ha sido tan importante para la comunidad”, lamentó.

El exconcejal y ex diputado provincial José Lorenzo Dieminger, quien fuera intendente durante cuatro mandatos, contó a este Diario que “la planta de asfalto fue una gran decisión del Municipio en los años 80, aun a pesar de la oposición de la Provincia, que pensaba que debía ser de su propiedad y no de una comuna. No obstante, la decisión se mantuvo firme y Puerto Rico tuvo una planta con la que no solamente asfaltaba su zona urbana, sino que también hacía trabajos para otras localidades, logrando grandes ingresos”.

Por ello, lamentó que la administración actual no haya sabido capitalizar lo que se tenía: “Ahora aparentemente la planta estaría totalmente obsoleta, lo que es una pena, porque tener una planta de asfalto fue una gran decisión política y una gran fuente de ingresos para el municipio durante décadas. Pero en fin, es la población la que debe evaluar la administración de los recursos que son de todos”, sentenció.